Qué espero del teléfono de referencia en 2012 (previo MWC)

Motorola RazrYa estamos acreditados para el Mobile World Congress de Barcelona de finales de este mes. El año pasado tuvo al Galaxy S2 como verdadera estrella, simbolizando el movimiento en el sector que supuso que Samsung conquistara la plaza de Nokia, además de que los tablets conquistaron un espacio muy destacado.

Para este año Galaxy S3 se ha caído, sin estar muy claro si los coreanos no han visto el terminal preparado para los focos, si quieren que anuncio y fecha de salida estén muy cercanos o si es el comienzo de un despegue de las ferias con muchos actores y prefieren montárselo por su cuenta como Apple (y como ha hecho Nokia los últimos años moviéndose al Nokia World).

Es la oportunidad en todo caso para otros fabricantes. Motorola tiene muy reciente el Razr (que en mi opinión es el terminal franquicia actualmente en smartphones Android), Sony está en una situación similar con Xperia S (precioso, todavía no lo he probado) y luego tenemos a RIM, HTC (que necesita volver a enchufarse tras un 2011 en el que ha bajado el nivel) y Nokia. Por último, los chinos con ZTE y Huawei, deseosos de demostrar que son capaces de hacer algo más que bajo coste.

En definitiva, no se esperan grandes sorpresas, pero por ir con expectativas que no quede: adjunto mi lista de deseos para este MWC, qué espero de quien quiera ser teléfono de referencia en 2012:

  • Autonomía: motivo de la gran frustración actual de la inmensa mayoría de usuarios de smartphone. Aquí parece que quienes tienen algo que decir son aquellos capaces de tener un gran tamaño (Galaxy Nexus, Note), pero nadie espera revoluciones.
  • La cámara de fotos: para mi, la funcionalidad del smartphone crítica en esta época de Instagram y de aplicaciones de retoque fotográfico en el móvil. La gran herramienta de expresión personal pasa cada vez más por esta cámara y servidor, razonablemente contento con la del Samsung Galaxy S2, tiene ganas de probar qué son capaces de ofrecer tanto los coreanos como otros como Sony que por fuerza deben hacer de esta funcionalidad una ventaja competitiva.
  • Inteligencia e innovación: los sistemas actuales ya me permiten hacer lo que habitualmente espero de un teléfono. En experiencia de usuario y usabilidad mi impresión es que los grandes actores están a muy buena nota (Apple ya sabemos, Android 4.0 lo he tenido un par de días pero las impresiones muy buenas, ídem sobre Windows Phone y tengo más incógnitas respecto a lo que será capaz de hacer RIM). Quien ha dado un primer paso en esta dirección ha sido Apple con Siri, pero esta «inteligencia» por la cual el terminal y su sistema son capaces de dar un valor añadido a partir del contexto y la información que ya tienen sobre el usuario no son exclusivas de un interfaz con voz.
  • Otros caminos y experiencias: hace un par de años todo el mundo estaba haciendo su iPhone, cada vez más espero ver otros enfoques sobre la mesa. Windows Phone presenta un concepto diferente, tenemos movimientos como Motorola y su Atrix que van a llevar a toda la línea de smartphones, Asus y su teclado para el tablet… en definitiva, desmarques del concepto de teléfono tipo iPhone que impera en la industria.

También podría enumerar lo que me estimula poco de lo que se está moviendo: la potencia por la potencia (me parece genial lo de quad-core, pero me gustaría que el enfoque estuviese orientado a que nuevas ventajas trae para el usuario y no quedarse en el número), el 3d sobre el que sigo siendo bastante escéptico (y más en el móvil), avalancha de tablets clónicos… y alguna esperanza imposible: que alguien anuncie que recoge webOs y no cae finalmente en el olvido.

Disclaimer: acudo a este MWC invitado por Vodafone

Los comentarios están cerrados.