Sun resuelve disputas con Microsoft y anuncia despidos

Aunque son dos noticias bien diferentes, han concurrido en el tiempo. Por la primera, Microsoft y Sun cierran un pacto que liquida los juicios por violación de patentes y contra la competencia que tenía interpuestos la segunda contra la empresa de Gates. Microsoft pagará así a Sun 700 millones de dólares para resolver litigios de competencia y otros 900 millones para resolver conflictos de patentes. Además el acuerdo incluye las licencias previo pago por el uso de las tecnologías mutuas, concepto este por el que Microsoft paga 350 millones de dólares más y Sun pagará cuando comience a hacerlo.

El mayor de los problemas entre estos dos gigantes del sofware vienen por la inclusión por parte de Microsoft de una máquina virtual Java en sus sistemas operativos. Java es un lenguaje creado por Sun MicroSystems que precisa de un intérpetre en el equipo en el que es ejecutado. La razón de la demanda de Sun era que la máquina incorporada por Microsoft no era 100% compatible con sus especificaciones, anunciando la creadora del Windows lo contrario. De esta manera Sun veía peligrar su gran baza que es el control de este lenguaje de programación, que correía el peligro en dividirse en varias especificaciones incompatibles entre sí (razón argumentada por Sun para no liberar Java).

Sun y Microsoft son ahora mismo competidores en numerosos mercados: en el de lenguajes de programación con Java Vs .NET, y en muchos otros como como el de los sistemas operativos para el servidor con Windows y Solaris o el de los sistemas operativos para escritorio con Windows XP (al que por cierto cada vez le queda menos para recibir su Service Pack 2 que podría dificultar la ejecución de la máquina virtual Java) y Sun con su Java Desktop System, basado en Linux y en continua expansión comercial. Los efectos del acuerdo no pueden leerse en ningún caso como una merma en esta competencia, sino como una nueva derrota judicial de Microsoft en su papel de intento de monopolizar todos los mercados en los que participa.

Por otro lado, y aunque esto haya sido una inyección económica, los números no le salen a Sun MircoSystems que anuncia pérdidas netas de 710 a 810 millones de dólares en el tercer trimestre fiscal, razón argumentada para querer reducir costes eliminando 3.300 puestos de trabajo, lo que supone alrededor del 10% de su plantilla en todo el mundo. Profundiza en su crisis largo tiempo anunciada. Aún no hay detalles de la operación, pero no pinta bien para los empleados de Sun España. Una más para la caída del sector, cada vez más deteriorado.

Fuentes: ZdNet, eWeek