Qype y los incentivos en los sitios de opiniones de usuarios

Qype

Nuevo sitio de reseñas locales en castellano, Qype, que viene avalado por su éxito en Europa e impulsado por Juan Luis, que lo presentó hace unos días. Qype entra en la pelea por captar las opiniones de los usuarios, con la acertada visión de que cada vez más la influencia está distribuida y hace tiempo que empezamos a confiar en desconocidos.

Nos gusta recomendar sitios, ser prescriptores, descubrir a los demás el mejor restaurante, el precio más ajustado, el cantante que será un éxito pero que hemos descubierto nosotros… para las webs como Qype y sus competidoras (11870, Salir, Lanetro y hasta la guía Michelín) el mayor problema es encontrar los incentivos para los usuarios más participativos. Se trata de captar y fidelizar a ese mítico «uno por ciento» que genera contenidos, perla codiciada en esta web participativa por cuanto es la clave para ayudarte a crecer en la primera fase – la más dura – hasta llegar a tener una masa crítica que haga que el proyecto vaya por sí solo.

Qype necesita ser agresiva y apuesta por premiar la participación; 11870 es más sutil y otorga medallas virtuales a quien añade («descubre») un sitio nuevo. Sin embargo el mayor incentivo para captar usuarios es, de entrada, resolverle problemas: tener toda la información de locales actualizada y servirla de forma sencilla y eficiente. Ahí quienes mejor están hoy por hoy son Salir.com y Qype (al menos por las pruebas que he hecho), 11870 sólo tiene los sitios que usuarios han subido (no parte de una base de datos como las otras) y lanetro me da la impresión de que está un poco perdida al menos con la información de provincias: ni tiene buenos datos ni participa nadie.

Una buena alternativa Qype. 11870 mantiene ese tono más personal gracias a que no hay sitio sin opinión de un usuario y Salir.com está bien situada; lanetro en cambio me da la impresión que saliendo de Madrid y Barcelona lo abandona todo a una especie de «visión mítica de la web 2.0», en la que los usuarios lo hacen todo a cambio de nada. Eso sí, en la tarea de captar a los «super opinadores» sigo esperando el que apueste por una visión algo menos centralizada: que pueda escribir mi opinión en mi blog o red social preferida y que ellos lo ageguen automáticamente (por ejemplo, les podría dar la agenda de conciertos en Málaga). Sí permiten, por ejemplo Qype, el camino contrario, publicar en su servicio y que aparezca la reseña con enlace en el blog del usuario.

Los comentarios están cerrados.