¿Qué está haciendo la chavalada que ve menos la tele? ¿qué hará cuando crezca?

Edad tv estadística

Este gráfico está dando muchas vueltas, incitando a numerosas preguntas y generando un montón de intentos de respuesta. El primero el del artículo donde lo he visto en WSJ: la chavalada ve mucho menos televisión convencional que hace apenas cinco años, ergo los proveedores de tv deberían comprar medios nativos en internet fuertes en vídeo porque allí es a donde se han desplazado los «millenials».

No estoy seguro de que esa sea la respuesta, pero al menos es un intento de afrontarlo. El caso es que la convergencia entre la tele e internet no sólo se da por este movimiento de audiencia, la web se parece ahora mucho más a la televisión (centralización, distribución mediatizada por grandes actores como Google y Facebook), hay una tendencia a la concentración de audiencias y, se espera, cierta traslación de los ingresos publicitarios de la televisión a la red.

Cruzando datos parece claro que la chavalada no es que haya dejado de ver televisión, la ve pero de otra forma: online, con nuevos medios (formales o personales como youtubers), bajo demanda y con otros intermediarios. Y, dentro de los aspectos que cambiamos cuando dejamos la juventud y crecemos, parece más probable que cambien sus gustos audiovisuales pero no los canales y procesos para conseguir los contenidos.

7 comentarios en “¿Qué está haciendo la chavalada que ve menos la tele? ¿qué hará cuando crezca?

  1. Yo te haría otro relato: sí deja de ver televisión, pero no deja de consumir audiovisual. Y los grandes contenidos no dejan de consumirse. Al principio de la era youtube recordemos que se repetía aquello de la televisión ha muerto, bla, bla. Después vimos cómo se tendía a buscar lo mismo que tenía la tele en otros espacios, y ahora vemos como esos otros espacios crean contenido original que no está en manos de lo que llamamos «televisiones». Al final, la profecía que impone la lógica tecnológica va ganando espacio: consumir ficción y factual con un horario programado, no tiene sentido. Que sólo haya proveedores con licencia o con aparatosas estructuras de mantenimiento de abonados, pues tampoco, y el monopolio de la fábrica de éxitos de los grandes licenciatarios clásicos pues se reduce. Curiosamente, puede haber éxito de masas incluso con valores de producción bajos (El Rubius, por poner lo que más llama la atención), pero creo que todo lo que alcance masa crítica terminará intermediado de alguna forma por estrucuturas profesionales fuertes. Sólo que sin pedir permiso al dueño del espectro, que eso es lo que hemos llamado televisión todos estos años. Pero la lectura importante es darse cuenta de la fortaleza de los hábitos de consumo una vez adquiridos, el segmento de más edad tiene su rutina tan interiorizada que seguramente la cambiará poco.

    1. Efectivamente, la internet es más eficiente. Porque está menos centralizada y los pequeños jóvenes productores pueden reaccionar más fácilmente a las necesidades del público, a quien conocen como si fueran sus amigos.

  2. TV = telebasura, programas casposos, manipulación informativa, política, religiosa y de cualquier tipo, nada fresco o que sorprenda, se muestran valores totalmente ajenos a la gran mayoría de gente joven.

    Internet = todo lo demás

    ¿Cómo no se va a decantar la gente más joven por Internet?

  3. Mi enano, antes de andar ya andaba trasteando con nuestros móviles y a base de ensayo error se hizo con su funcionamiento.

    Ahora con 2 años y medio tiene su tablet, con su cuenta de correo (eso es solo para que SU youtube tenga sus preferencias, que se cargó todo el mío en cuestión de 15 días) y jueguecitos que le instalo para que vaya experimentando con música, figuras y demás.

    En resumen, no ve la tele para nada, y cuando la enciende es para poner el HDMI 4 (si, el lo hace solo :P) y pedirme que le ponga youtube en el PC, se pone sus canciones y a bailar y cantar.

    Me fascina ver esa libertad a la hora de elegir contenidos, y no estar pendiente de Clan TV como pasa con sus primos.

    Tema interesante que iré siguiendo con total atención paternal y aprovecharé para ir añadiéndole contenidos interesantes, a ver donde llegamos.

  4. Las fórmulas utilizadas para la TV han funcionado mientras no existía otra cosa. Es un simple entretenimiento secuencial donde el espectador no tiene posibilidad de interactuar y donde se le hace perder el tiempo con absurdos anuncios. La mayoría de las líneas editoriales de los medios están muy sesgadas y esas doctrinas tampoco resultan nada atractivas para la gente con una mente joven y crítica. En internet uno elige, decide, comenta, comparte, socializa y tiene libertad total de su tiempo. Esto es algo muy beneficioso para la sociedad, aunque no tanto para los viejos dinosaurios que gobiernan imperios mediáticos.

  5. Creo que la cosa cae por su peso. Tan solo poder elegir el contenido en lugar de tragarte lo que ponen por la tele, es un valor determinante para que el usuario cambie la televisión por Internet

    PD: Chavalada no está en el diccionario. No la había oído ni leído anteriormente. Cuando la he leído me ha extrañado mucho, de ahí que la haya buscado.

  6. Yo llevo sin tele ya casi dos años y la verdad es que no la hecho de menos, sigo consumiendo productos audiovisuales, pero los que yo quiero y cuando yo quiero y sin media hora de anuncios por cada hora de emisión ………

Los comentarios están cerrados.