Los nuevos – y viejos – intermediarios en la web

Si tienes un servicio o una página de contenidos en la web, ten por seguro que, más tarde o más temprano, alguien va a querer entrometerse entre tú y tus usuarios. Una visión inicial de la web comercial la explicaba como un tremendo proceso de desintermediación: leeríamos directamente a autores sin necesidad de grupos editoriales, compraríamos directamente al creador sin sufrir de distribuidores, contrataríamos servicios a proveedores sin comisiones de agencias. Años después hemos visto como han ido apareciendo más y más intermediadores que se han ido quedando con gran parte del negocio ¿cómo es posible?

La idea que me he propuesto consiste en una serie de entradas sobre estos intermediarios en la web, por qué funcionan y estrategias en nuestra mano para luchar – si queremos – contra ellos. Irán desfilando por aquí Google, Techmeme y Digg en la industria de los contenidos, las agencias de viaje online (que a su vez tienen otros intermediarios en los buscadores de ofertas), el comercio electrónico y hasta los bancos. Ningún área de actividad en la web, hasta hoy, se ha visto a salvo de ser intermediada si exceptuamos a quienes son, en si mismos, un broker entre usuario y el producto final.

Artículos:

Los comentarios están cerrados.