El New York Times de pago en 2011 para lectores habituales

Times Reader

Lo peor de los intentos de la prensa de encontrar un modelo con mayores ingresos a través del pago por contenidos es no saber siquiera si existe alguno que pueda funcionar tras los fracasos de hace años. Se barruntaba que el NYT volvería a liderar al sector, y esa parece su intención dado que en el anuncio oficial aseveran que el periódico será de pago en la web en 2011 y, como se esperaba, para los lectores habituales. La primera lectura es que postergan el paso un año para esperar mayor recuperación económica y para sembrar adhesiones a su modelo.

Pero lo que más me interesa es cómo diseñan su modelo de pago para salvar el tráfico y los ingresos por publicidad:

  • Abierto para usuarios poco habituales, con esto consiguen que sus contenidos sigan siendo indexables y enlazables, aspectos imprescindibles para mantener vivo el tráfico de la web.
  • ¿Impactará en pérdida de páginas vistas? Un dato relevante en este caso es determinar qué porcentaje de usuarios consumen muchas y, de ellos, cuántos estarán dispuestos a pagar. A corto plazo esa es la cuenta importante, no el porcentaje sobre el total de lectores porque, si los planes del New York Times se cumplen, de los ocasionales no se perdería tráfico. Para que el movimiento sea rentable en primera instancia necesitarían que los ingresos por suscripción fuesen mayores que los costes de montar el sistema + ingresos por publicidad de las páginas vistas perdidas de estos usuarios habituales. Eso para ser rentable la acción, otra cuenta distinta es para hacer rentable el medio en su totalidad.
  • La parte que podrían estar minusvalorando desde el NYT es el debilitamiento de la comunidad alrededor del medio. El planteamiento económico podría tener sentido sobre el papel – otra cosa es que en la práctica llegue más o menos lejos, sobre todo si el resto de medios no les sigue – pero perderán activos tan valiosos para un medio online como son la participación de calidad y las recomendaciones de sus artículos que hacen, sobre todo, los lectores más fieles.

Al menos ya sabemos la fecha en que empezará el baile. Lo que todavía no está claro es cuantos medios se animarán a acudir y de qué forma, pero si el NYT sigue con su apuesta, no dudaría de que muchos de ellos irán detrás.

Los comentarios están cerrados.