LongHorn en el 2006, se posterga WinFS y WinFx para XP y Windows 2003

LongHornNuevo movimiento de fechas para el esperado nuevo sistema operativo de Microsoft, de nombre clave LongHorn. Sobre este proyecto se han ido vertiendo noticias durante los últimos meses, llegándose a especular con 2008 como fecha de lanzamiento y apostándose como más probable con 2006, con beta en 2005. También se barajaba la salida de una nueva versión de XP, además del Service Pack 2. Ahora una nota de prensa de la propia Microsoft parece que va a aclarar todo el embrollo: habrá Windows LongHorn en el 2006, dos años después de la fecha planificada originalmente, aunque hay algunos cambios en la hoja de ruta. Uno de los más importantes cambios será que WinFS (Windows File System), su nuevo sistema de almacenamiento ideado en principio para aparecer con LongHorn, será retrasado para más adelante . La idea que hay tras WinFS es la de añadir metainformación a los archivos con información semántica asociada al contenido de manera que se puedan habilitar instrumentos de búsqueda de manera muy similar a como se busca en la red. A bajo nivel el objetivo es alto, pues se trata de incorporar una tecnología de bases de datos relacionales que trabaje con información altamente relacionada que se va a almacenar en XML (con esquemas en XML Schema) y que admita consultas en Xquery y XPath. Aspectos técnicos aparte, el resultado final deseado es que el usuario pueda preguntar «las fotos de mis vacaciones del 99» y el sistema responda con los ficheros cuya temática corresponda con este tema, sin que importe dónde estén, el nombre de su directorio o su propio nombre como archivo.

Sin duda Microsoft sufre un serio revés. Una de sus mayores bazas tecnológicas se quede sin usar al menos dos años más mientras sus rivales continúan presentando novedades. Es Google con GMail quien más ha hecho en este sentido, tanto por llevarse la aplicación a la red como sus proyectos de búsqueda en el escritorio. Cierto que WinFS es mucho más: una plataforma para compartir datos entre diversas aplicaciones y un camino para que añadan metainformación al contenido que generen, pero parece que van a tener que pasar algunos años para verlo.

Lo que sí anuncain que va a ser introducido en Windows XP y Windows 2003 en forma de actualización, pero no en forma de nuevas versiones para estos sistemas operativos, va a ser WinFx. WinFx es la nueva tecnología de desarrollo basada en dos pilares fundamentales: Avalon como sistema para la capa de presentación e Indigo para las comunicaciones. Con ello logran que estos productos destiandos a ser utilzados por los desarrolladores y que ya están en su fase final de producción pueden adelantarse a la salida de LongHorn y puedan aspirar a una mayor cuota de mercado al ser soportados por las plataformas que corren en Windows XP o 2003.

Parece como si ese ambicioso proyecto que era LongHorn haya quedado despedazado y Microsoft intentara sacar el mayor provecho de cada uno de sus fragmentos. Mala planificación, retrasos imprevistos y la urgente necesidad de parchear XP con el nuevo Service Pack pueden que esa gran apuesta que era LongHorn no acabe siendo el caballo ganador que muchos pensábamos que podría ser.

Los comentarios están cerrados.