La semana en los blogs CXXIV

Nueva edición de la semana en los blogs, acompañada en esta ocasión por la música de Los Planetas (los clásicos siempre vuelven). Ahí van los enlaces:

  • Uno de los vídeos de la semana sin duda ha sido el de Orlando Uradaneta sobre Facebook, en Las termópilas.
  • Útil para los que tengáis una Wii es la recopilación de enlaces ofrecida por David Martínez.
  • La SGAE demanda a Público, lo analiza Mangas Verdes en forma de parábola. Port666 toma nota de «cuanto cuesta un comentario» según donde se realice.
  • Chefuri, Ancude y más casos de ataques a blogs.
  • Andy Ramos analiza la «puesta a disposición interactiva» en la legislación norteamericana.
  • ¿Qué pasa cuando entran a robar en casa de un programador que ha montado un sistema de videovigilancia con su webcam? Que ves a los ladrones en directo, vueltaabruselas.
  • A Raúl, como a casi todo el mundo, la publicidad CPA no le convence demasiado.
  • Hipersónica analiza el fenómenos Live Nation, la mayor compañía del mundo de eventos.
  • El problema de los blogs con nombre propio, en Loogic.
  • Tecnorantes y la devaluación del «amigo» en las redes sociales.
  • Ya queda menos para «Indiana Jones y el Reino de la Calavera de Cristal», el trailer en castellano en Blog de cine.
  • SoyGik cumple un año, ¡feliciades!.
  • Sentido web y el relanzamiento del top bitácoras.
  • ¿Qué música escuchas cuando vas al gimnasio? El forastero comparte la suya.
  • Los dilemas de las empresas ante la red, en eCuaderno.
  • Estados Unidos podrá copiar los discos duros de los ordenadores de los viajeros, en Diario del viajero.
  • Pixel y Dixel analiza el fenómeno de los vídeos musicales en Youtube.
  • ¿Qué escoger si eres profesional, un ultraportátil o un smartphone? Análisis en Moviéndonos.
  • Uberbin y una muestra de que hasta los early-adopters siguen pasando tiempo con productos Microsoft.

Y de postre, una versión «rara» de una de las mejores canciones del pop español, «Un buen día», que vi en lo de Alexliam:

Los comentarios están cerrados.