iPhone gratis, no sería tan disparatado

App StoreUna vez que parece confirmado que el iPhone en España lo sacará Movistar (Applesfera) y que probablemente en unos días tengamos la noticia de que tendrá conectividad 3G (o 3.5G como llaman algunos al HSDPA), viene el debate del precio. Según The Times, en Europa se comercializará el iPhone por 99 euros, muy lejos del precio actual en Estados Unidos, y que lo convertiría en todo un «caramelo» para su adopción masiva, de la que está todavía está muy lejos.

Aunque es una rebaja sin confirmar, merece la pena repasar los distintos conceptos derivados por los que Apple ingresa gracias al iPhone, gracias a su particular acuerdo con las operadoras:

  • Venta del terminal. En este aspecto no hay novedad respecto al resto de fabricantes, al margen de que Apple no permite que «vodafonicen» su teléfono con los menús de cada operadora.
  • Apple se queda una parte de los ingresos (voz y datos) que el usuario de un iPhone genere durante su vida activa como cliente de dicha operadora. Entre el 5% y el 15% en los acuerdos originales.
  • De cada aplicación o juego que se venda en el futuro para iPhone, se llevarán un pellizco, gracias a la App Store.
  • No se permite utilizar un MP3 como tono (sí se puede meter algo desde GarageBand), siendo iTunes la única tienda que te puede vender música (con DRM) y tonos para iPhone.
  • Con Google integrado en el teléfono, se llevan un trozo de los ingresos publicitarios tanto del buscador como de Youtube o los mapas. No creo que tengan un buen CTR desde el navegador del móvil, pero sí que en el futuro la publicidad basada en la localización les va a dar buenos frutos.
  • La clave de por qué funcionan muy bien estos acuerdos está en su venta asociada a una conexión tipo tarifa plana, que en un cacharro con un excelente conexión provoca un aumento notable del uso de internet móvil.

El control sobre iPhone es mucho más que una cuestión de experiencia de usuario, Apple ha convertido el gadget en una máquina de hacer dinero mucho más allá de la compra del mismo. Es por eso que iPhone debería ser gratis para maximizar este beneficio, mucho mayor por derivados que por la venta del aparato. Claro que no creo que lo hagan – sobre todo por imagen de marca y por capacidad de servir tantos dispositivos como demanda hubiese – pero tampoco lo tomen como una idea disparatada: es el tipo de economía de escala de la que hablaba Eric Schmidt de Google y que permitiría teléfonos móviles gratis gracias a la publicidad.

Los comentarios están cerrados.