Entrevista a Javier Fernández, de Sincroniza. Parte I

Javier Fernández

Hoy tenemos entrevista a Javier Fernández, de Sincroniza. Sincroniza es un proyecto de «televisión con ordenador integrado» con una filosofía abierta y gestado desde España. Con Javier hemos hablado del futuro de la tele, de la convergencia entre televisión e internet y las ventajas y desventajas de aproximaciones más abiertas a estas tendencias. Os dejo con las respuestas de Javier en esta primera parte de la entrevista.

Hola Javier, ¿nos comentas un poco sobre Sincroniza y tu rol en ella?

Hola, Sincroniza es una empresa de estudio de nuevas tecnologías y servicios IP que fundamos con el fin de dar salida a proyectos destinados al ámbito empresarial. En principio tenemos una base de servicios que son los referidos a conectividad en la empresa (véase acceso a internet, redes de vpn para conectar redes,cableado…) y también almacenamiento en data center de máquinas servidores. Pero el verdadero cometido se encuentra en proyectos como son el desarrollo de la televisión-pc, realidad aumentada o proyectos de desarrollo de Open Hardware.

Mi función principal es la de dirección de proyectos donde coordino el desarrollo de cada uno de los proyectos junto con los directores de las demás empresas participantes

Que un grande entre en tu mercado es positivo. Con su publicidad y fuertes inversiones darán a conocer esta nueva generación de dispositivo.

El tema «televisión pc» me interesa mucho, un área en la que veremos muchos cambios en los próximos años. ¿cuál es el estado actual de la propuesta de Sincroniza?

En principio presentamos en julio, junto con ADNStream, uno de los prototipos y teníamos pensado comercializarlo a mediados del mes de septiembre, pero debido a cambios de partners en el proyecto y a mejoras tecnológicas surgidas en componentes integrantes de la televisión, nos hemos visto obligados a retrasar el lanzamiento. Hemos seleccionado mejores componentes electrónicos para reducir el consumo del dispositivo y la disipación de calor.

También seguimos muy de cerca los desarrollos y apuestas que realizan las grandes marcas del sector y del estudio de su estrategia modificamos la nuestra, siempre para poder ofrecer un producto más competitivo y con la mayor cantidad posible de servicios. Guardando siempre uno de los puntos más importantes según nuestra visión, que es dejar en la mano del cliente la libertad de poder decidir los servicios que quiere utilizar en el tv.

Que los sistemas cerrados de set-top box no funcionan es algo que está demostrando el mercado. Proteger la libertad en este dispositivo (sea mediante un sistema operativo libre, o dando acceso a los servicios que requiera el usuario) debería ser una tarea principal. Si lo que recibe la gente es un sistema cerrado de primeras a los acuerdos de los fabricantes, estos consiguen que la gente solo vea la información que a ellos les interesa.

Hablando de «grandes del sector», cuando un gigante como Intel anuncia que va a entrar en el sector por el que apuestas ¿cuál es el mejor camino? ¿quizás una apuesta sectorial del tipo «televisores con ordenador para locales de ocio» o similar?

Si, ese es uno de los puntos de vista que seguimos. La «sectorización» del dispositivo y su «verticalización» en el mercado. No va a tener el mismo uso un dispositivo destinado a ofrecer información en un punto de venta que otro que esta situado en una oficina o en el canal hosteleria.

Para nosotros que las grandes entren el mercado es positivo. Con su publicidad y fuertes inversiones darán a conocer esta nueva generación de dispositivo. Pero como en los demás ámbitos, cada uno va a ofrecer un tipo de solución y ahí es donde queremos diferenciarnos. Sabemos que las grandes marcas introducirán sus dispositivos que llevarán integrados una serie de servicios de sus partners y proveedores. Nosotros luchamos por poder ofertar al cliente, en el caso del consumidor doméstico, un sistema lo más libre posible para poder acceder a los servicios que el vea de su conveniencia. Y al consumidor empresarial, una plataforma adaptada a sus necesidades específicas.

Yahoo Intel widget tv

Es interesante la dicotomía «apertura frente a sistemas cerrados». De alguna manera la propuesta de valor de los «set-top box cerrados» es la de simplificar la experiencia a costa de sacrificar las opciones y ampliar el negocio llevándose un bocado de los contenidos. Vamos, la fórmula que a Apple le ha funcionado con iPod + iTunes (abierto, permite mp3 pero sólo Apple puede vender con DRM) ¿por qué en televisión + internet no creéis que vaya a funcionar?

Creo que lo ha demostrado el mercado, al consumidor es verdad que un sistema cerrado le facilita las cosas ( realmente le facilita la capacidad de consumir ) pero realmente no creo que los usuarios quieran un sistema cerrado como centro de entretenimiento en su casa, solo con los contenidos que te permita tu dispositivo

El ejemplo de iPod + iTunes es bueno, pero observemos al usuario (sobre todo en España), ¿mucha gente tiene un iPod? Sí; ¿cuantos de estos usuarios ha comprado la música en iTunes?. Si el dispositivo nos lo ofrecen cerrado solo a los contenidos que ha podido negociar el fabricante, ¿Qué sucede con nuestra libertad de decisión?. Veo un peligro en los dispositivos cerrados, y más aún en la televisión. Estoy seguro que para mucha gente, las televisiones con conexión a Internet van a suponer la primera experiencia de navegación (la familia se compone de muchos integrantes y de edades variadas : padres, hijos, abuelos…). Si lo que recibe la gente es un sistema cerrado de primeras a los acuerdos de los fabricantes, estos consiguen que la gente solo vea la información que a ellos les interesa.

La televisión es un mueble muy importante del hogar y el principal medio de comunicación, sin ninguna duda. Proteger la libertad en este dispositivo (sea mediante un sistema operativo libre, o dando acceso a los servicios que requiera el usuario) debería ser una tarea principal. Imaginemos que el PC se hubiera convertido en un sistema cerrado…

El verdadero trabajo radica en acertar con la experiencia que esperamos cuando estamos delante de una televisión

Sin embargo, en sistemas más o menos abiertos (alguno libre), que permiten todas las opciones como XMBC, Windows Media Center, Boxee, Media Portal, MythTV… no acierto a definirlo con exactitud, pero me da la impresión de que no se acaba de acertar con la experiencia que esperamos cuando estamos delante de una televisión

Ahí es donde radica el verdadero trabajo. La interfaz de comunicación con el usuario debe de renovarse. Ya no valen las normas marcadas con anterioridad en los sistemas operativos respecto a la manera de presentar la información. Cada uno hace una apuesta de interfaz, y podemos estar seguros de que se van a producir muchos cambios en un futuro cercano. Hay que estudiar en primer lugar los periféricos de acceso, posteriormente el desarrollo de la interfaz y la adaptación de cada uno de los servicios ofrecidos a la visualización en pantallas tipo televisión.

Es muy difícil definir el uso que va a realizar el usuario de manera general (incluso para la definición de los servicios interactivos de la TDT se tiene problemas), por ello cada marca hará su apuesta por separado. Nosotros queremos presentar un sistema operativo modificado específicamente para este uso y convencer a los proveedores de servicios de la necesidad de modificación de la interfaz de navegación de sus servicios para presentarse correctamente en una pantalla de 32 pulgadas y que el usuario no va a manejar de la misma manera que un PC.

Los comentarios están cerrados.