Consejos para blogueros ante los relaciones públicas

Tenía pendiente seguir el meme que me pasó José Luis, pero la verdad es que se me hacía difícil añadir algo novedoso a todo lo que ya se ha escrito (está muy bien seguir el meme de blog en blog, hay algunos puntos realmente interesantes), por lo que he decidido darle un pequeño giro. Lo que propongo – más que consejos – son planteamientos ante el nuevo fenómeno de relaciones públicas interesadas en que sus marcas aparezcan en blogs.

  • Si tu blog tiene una temática determinada, no la cambies por la influencia de una agencia de comunicación. Hay quien tiene un blog más personal, ecléctico y que habla de casi todo, pero hay otros que estamos algo más enfocados. Que de la noche a la mañana convirtiese Error500 en un blog sobre marcas de coche, sólo porque me han invitado a probar unos cuantos sería romper el acuerdo tácito con la comunidad de lectores. Ojo, no quiero decir que bloguear tenga que ser algo encorsetado, pero sí que los golpes de timón los de el entendimiento del blogger, no la agenda de las agencias.
  • No te sientas obligado a bloguear sobre toda la información que te envíen, y esto incluye a eventos, merendolas y encuentros varios; de las agencias – en mi opinión – uno debería quedarse con la información que te ofrecen. Si es interesante y te apetece comentarla, criticarla y analizarla en un post genial, pero no comprometas la línea editorial de tu blog con una agencia de comunicación al estilo «vienes pero tienes que hacer x posts» o «tienes que poner x enlaces con este texto».
  • Como comentamos en Bloggers, marketing y agencias de comunicación, al final, en lo que respecta a códigos éticos y temas similares, lo que cuenta es el compromiso de transparencia y cercanía del blogger con la comunidad alrededor del blog. Más allá de eso, que cada uno se exija lo que quiera.

En cuanto a pasar el meme, pues creo que puede ser interesante ver qué tienen que decir Javier, RBA o los Tecnorantes. No creo que ninguno de los tres sean de seguir memes – yo no lo soy, casi nunca sigo un meme – pero por proponerlo…

Los comentarios están cerrados.