Que viene el lobo: Amazon como gran editor global

Un nuevo episodio de “Un día las editoriales se pueden despertar y descubrir que Amazon es el gran editor global“, esta vez no con grandes figuras de la literatura publicando directamente para Kindle, sin editorial que intermedie, sino “escritores “indie”, a los que nadie quería publicar. El caso de Amanda Hocking es una nueva pista de lo que está ya sucediendo en Estados Unidos: escritores que prefieren publicar directamente a precios muy bajos y aprovechar que no tienen que pasar por el filtro de una editorial, además de llevarse un mayor porcentaje del precio final que publicando a través de una. Hocking vende más de 100000 libros al mes a través de Kindle.

Las editoriales tienen un serio y urgente problema: más allá del valor que añade un editor para “pulir una obra” (el de selección en colecciones es algo que Amazon resuelve de forma mucho más personalizada), van camino de ser empresas de marketing, como las discográficas: la publicación y distribución ya no es cosa suya. Si a eso sumamos que el marketing digital no parece que esté entre sus mayores virtudes, el futuro a cinco años vista no es demasiado alentador para ellas.

Relacionado: Editoriales y tiendas de libros ante el espejo de la industria de la música

Los comentarios están cerrados.