Albany, software más servicios y pago por suscripción

Albany es el nombre provisional de un nuevo servicio de software por suscripción anunciado esta mañana por Microsoft. Incluye Live Care, Office 2007 integrado con Office Live Workspace (del que tenemos que hablar más detenidamente) y acceso a distintos servicios online (Windows Live Mail, Messenger y Photo Gallery). Albany empieza en beta cerrada y se han dado todavía muy pocos detalles acerca de su funcionamiento (Microsoft.com, Mary Jo Foley).

Albany es un movimiento importante por muchas razones. La primera y más importante es el paso a un modelo de pago por suscripción en el sector de usuarios domésticos, mientras pagas puedes seguir utilizándolo, cuando dejas de hacerlo, también deja de funcionar. Microsoft mueve ficha en el mercado de consumo, ofreciendo una alternativa al «pago por licencia» que hasta ahora ha utilizado, Albany no se compra, se alquila. En todo caso, no es sustitución de Office, que seguirá vendiéndose como hasta ahora.

Otro punto importante en Albany es que supone un nuevo paso en profundizar en la tendencia del software más servicios: el usuario trabaja con aplicaciones instaladas en local, pero los datos mediante Office Live Workspace se guardan en servidores de Microsoft remotos por lo que se puede acceder a ellos desde otros equipos siempre que haya conexión (Albany permite ser usado desde tres equipos).

Aunque apuntan al mercado doméstico, mi impresión es que Albany tiene más sentido en el mercado de las pequeñas y medianas empresas, donde Microsoft ya ha flirteado con el modelo de software por suscripción, en contraposición a Google Apps. Otra vía de comercialización es la de venir preinstalado en equipos y esperar que el usuario que empiece a usarlo acabe pagando.

En cualquier caso, Albany muestra la importancia de los estándares abiertos. Pensando en usuarios que empiecen a usar el servicio, dejen de pagar y se queden con un montón de ficheros en un formato que sólo lee el software que ha dejado de funcionarle.

¿A quién puede gustarle la idea de que otro controle cuando deja de funcionar el software que tienes instalado en tu equipo? A la objeción «por principios» hay que unir una tendencia cada vez más patente de soluciones básicas gratuitas en ofimática y el resto de funcionalidades que ofrecería Albany, ya sea vía software libre, ya sea mediante aplicaciones online. Tal y como está planteado no lo veo, tendremos que esperar a final de año para ver el producto (que no se llamará así) en el mercado.

Los comentarios están cerrados.