Kindle Fire y lo que puede suponer para el mercado de tablets (y teléfonos)

Kindle Fire

Hace unas semanas Xataka publicó un artículo sobre el estado del mercado de tablets, con especial atención al Kindle Fire. No habíamos hablado por aquí del nuevo tablet de Amazon, un dispositivo de contenidas prestaciones y más ajustado precio, 199 dólares para siete pulgadas en las que no hay GPS ni demasiado espacio de disco, apenas ocho gigas.

Para los que acercarnos a la tecnología buscando innovación y productos rompedores, Kindle Fire difícilmente va a conquistarnos. Amazon ha cogido Android, lo ha personalizado para construir un super cliente de sus servicios de consumo de contenidos – incluida la tienda de aplicaciones propia – y ha creado un hardware solvente sin aspavientos, que subvenciona (ATD apunta a costes de más de 200 dólares en piezas) con la promesa de que las compras posteriores de los usuarios de contenidos le permitan obtener los deseados beneficios. Justo la misma apuesta que han hecho con los libros electrónicos.

Ventas del Fire y estado del mercado de tablets

Los análisis en Estados Unidos no han dejado en buen lugar al tablet de Amazon, pese a lo cual se está vendiendo mejor que bien y las expectativas para el año que viene son todavía mejores (BGR). Al final, el balance calidad/precio y tener el mejor canal de venta del sector (la portada de Amazon.com), lo están convirtiendo en la gran alternativa a iPad a pesar de que hay muchos fabricantes (Motorola, Samsung, Sony, HTC,….) haciendo magníficos tablets con la versión oficial de Android.

Para los fabricantes puros es para quienes Fire supone un mayor desafío. Apple está en una posición privilegiada con el producto referencia – iPad – pero el resto va a tener que plantearse muy bien la estrategia en los próximos años. HP Touchpad y RIM Playbook ya han caído (el segundo todavía no se ha retirado del todo), siendo grandes productos, chocando con esa pared que supone estar muy igualados en precio con iPad y no ofrecer algo realmente diferencial como mejora. Los fabricantes de Android observan ahora como Amazon aprovecha la apertura del sistema para crear su propia versión, permitiéndose vender a pérdidas con la esperanza de ganar con las compras posteriores del usuario.

El resultado podría ser que el mercado quede entre los fabricantes líderes (Apple seguro, tal vez alguno de los Samsung, Asus, Sony…) y quienes pueden subvencionar sus productos (Amazon, pero también otros), con muchas menos marcas que actualmente. Incluso los fabricantes «low cost» pueden acabar siendo expulsados del mercado al ver productos como Kindle Fire de precio muy similar pero prestaciones bastante superiores.

Hay más, el teléfono de Amazon

Es razonable que los planes de Bezos y compañía no se queden en el tablet e incluyan el mucho más jugoso mercado de los teléfonos móviles. Los rumores apuntan a su entrada durante 2012, sin detallar cómo resolverán algunas dificultades inherentes a este mercado: la intermediación de las operadoras de telefonía, la existencia de un mercado mucho más maduro en el que Android ha conquistado una plaza importante y el hecho de ser un dispositivo mucho más orientado a la comunicación que al consumo de contenidos (por eso lo subvencionan telecos y no librerías).

En conclusión

Hace no demasiado comentábamos por aquí que Amazon era el gran tapado de la era post PC. Cada vez lo es menos, cada vez todo el mundo empieza a tener más claro que tiene una posición cada vez más dominante y que el ecosistema al que vamos requiere hardware y software, pero también servicios en la nube y contenidos. A quien le falte una de las «patas» de esta era post PC es muy probable que se quede en el camino.