¿Queda tiempo a las grandes empresas de medios para experimentar?

nuevo iPad

El cierre de The Daily – ese periódico para el iPad que e abrazaba al tablet de Apple como entorno donde volver a hacer negocio cobrando por la prensa – supone un golpetazo de realidad para las grandes empresas de medios. No supone, como algunos están concluyendo, que cualquier intento por cobrar por una publicación en iPad vaya a fracasar, pero sí que el dispositivo está lejos de arreglar mágicamente los problemas de la prensa por la vía de devolverles la época dorada del kiosko.

En todo caso, creo que el punto actual es que – sobre todo en España – las grandes empresas de medios se quedan sin tiempo para experimentar, para intentar cosas y modelos diferentes, para invertir. Todas las crisis que les acucian le están llevando a un momento en el que tienen que enfrentar el duelo con apenas una sola bala en la recámara.

Por cierto, sobre el cierre de The Daily recomiendo dos lecturas, una es Niemanlab que se pregunta qué falló (la plataforma, el contenido, el modelo de negocio, la estructura… o un poco de todas ellas) y Quartz que apunta a que el futuro de la tecnología desarrollada para el proyecto es ser reutilizada para que las marcas hagan brand content

¿Experiencia o contenidos? Buscando razones para pagar por The Daily

Cuando una noticia une un producto de Apple con un nuevo medio dispuesto a vencer al «gratis en internet», tenemos cobertura mundial asegurada en todas las publicaciones que toque tecnología. Es el caso de The Daily, el proyecto de «periódico sólo para iPad«, del «medio del siglo XXI» que se presenta como una publicación de 100 páginas diarias con un precio de suscripción de un dólar a la semana. De momento sólo es decargable en la App Store de Apple para Estados Unidos (en TNW tienen las instrucciones para descargarla, en Canal PDA instrucciones para descargarla).

Finalmente tenemos una apuesta en serio por el pago por contenidos que suma algo nuevo a lo que se ofrecía en la web en aquella primera época en la que todos acabaron pasándose a darlos gratis. The Daily promete una experiencia diferenciadora merced al diseño y la usabilidad de la aplicación, que devuelve a los medios ese usuario inmerso en una publicación que ya no tiene el artículo como unidad de contenido (que es lo que pasa en la web). El problema está en que uno enciende el iPad y, además de una buena experiencia y grandes contenidos, para justificar el pago uno necesita que haya escasez de lo que me ofrecen. Y a día de hoy tengo abundancia de buenos contenidos a los que se puede acceder a través de aplicaciones que ofrecen una muy buena experiencia en un tablet, como es el caso de Flipboard.

En todo caso, veremos la reacción del usuario normal para evitar eso tan tentador para los que escribimos de tecnología: pensarlo todo desde las propias categorías como si el resto de los mortales compartiese nuestros criterios. Hay mucho lector de periódicos y revistas que no quiere bregar con muchas fuentes, suscripciones diversas, esperar recomendaciones de sus contactos… y agradece tener una cabecera que desde una visión del mundo y la sociedad le seleccione lo relevante del día sin tener que esforzarse más allá de leerlo. La competencia para The Daily son no tanto los nuevos medios, sino los de siempre que siguen siendo gratis en el navegador o con su propia aplicación.

Más análisis en Sicrono y Uberbin

El periódico sólo en iPad, cambiar las formas para mantener el fondo

News Corp, el grupo dirigido por Rupert Murdoch, anuncia que van a lanzar de la mano de Apple un periódico que sólo será accesible mediante iPad. Los detalles los tenemos en The Guardian: se llamará Daily, costará un dólar semanal y no tendrá versión en papel ni, lo más destacable, página para acceso mediante web.

El resumen del movimiento es cambiarlo todo (innovar en plataforma, experiencia de usuario) para que el negocio de fondo siga siendo el mismo y se vuelva a la era dorada de los periódicos tras «una breve interrupción por causa de la web». Para Murdoch se trata de poder demostrar la máxima alrededor del pago por contenidos en internet: si la calidad es alta y la experiencia mejor que en lo disponible gratis, la gente pagará, algo que en la web ha quedado desmentido varias veces: siempre han existido alternativas gratuitas lo suficientemente buenas como para no pagar, exceptuando a ciertos nichos.

Como con otros tantos proyectos, Daily tendrá que vencer un gran escepticismo. El desafió de tener un muro que impide el acceso mediante enlace, el ser compartido con otros o accesible mediante buscadores, la variable de la experiencia social de los contenidos, estar fuera de buscadores… son muchas variables en contra, todo ello salvando que en el debate entre aplicaciones y la web, están apostando por una única plataforma sobre la que desarrollar todo, dejando fuera a todos los posibles clientes que no tengan un iPad.

Relacionado: La tentación del modelo Murdoch-Bing para los medios

¿Tiene posibilidades el órdago de Murdoch a Google?

La mayoría estaréis al tanto del órdago de Rupert Murdoch a Google en forma de amenaza: sacar al Wall Street Journal y resto de sites de News Corp. del buscador. Partiendo de que Murdoch no sólo es un hombre inteligente, sino también conocedor de cómo funcionan el tráfico, la publicidad y el cobro por contenidos en la red, creo que deberíamos considerar su mensaje algo más que una provocación frívola. Veamos por qué:

  • Murdoch no quiere que sus medios salgan de Google, lo que quiere realmente es que el buscador no sólo le de tráfico, sino que comparta ingresos. Amenazar con salir es una estrategia de negociación, por mucho que la mayoría pensemos que su poder en ella es más bien escaso: Google puede pasar mucho más sin el WSJ (ya han respondido que quien no quiera salir, no saldrá) que el WSJ sin Google.
  • Sólo no tiene nada que hacer… pero Murdoch confía hasta cierto punto en su poder para liderar a un sector en crisis y que parece dispuesto a seguir a quien les ponga un plan por delante. Estaríamos en un escenario en el que los medios tradicionales se saldrían de Google.
  • Otro componente de la negociación, encontrar otro buscador que sí comparta ingresos. ¿Adivinan el candidato? Bing!, Microsoft podría apostar por una estrategia tipo Google: entrar en el sector rebajando ingresos para diferenciarse. Es la hipótesis que ha comentado Calacanis. ¿Usaría la gente un buscador en el que estén los medios en detrimento de otro sin ellos? Tengo serias dudas al respecto, pero en igualdad de otros factores no deja de ser una ventaja competitiva.
  • ¿Puede sobrevivir un medio sin salir en Google? A día de hoy, en España sobre todo, es como querer no estar en los kioskos para un periódico. Sin embargo, habría que hacer algunos números para medir el impacto real de esta medida: ¿cuánto tráfico llega desde buscadores? ¿cuánto stock de publicidad tengo sin vender y la tengo ocupada con relleno o autopromo? ¿cuántos visitantes desde Google convierto en usuarios habituales? Si al mirarlo con lupa tenemos que el tráfico de buscadores es del 30% y que el stock de publicidad no vendido está por encima del 50%, podemos concluir que el impacto a corto en ingresos será muy escaso; la última cifra (conversión de visitantes de buscador en lectores habituales) nos indicará el impacto a medio y largo plazo.
  • Por último, Twitter y Facebook aparecen como una promesa como nuevo intermediario en el tráfico, restando poder de negociación a Google. Claro que de momento Facebook no es muy amigo de facilitar la salida de usuarios de su site y que Twitter apenas está empezando a ser «mainstream» en Estados Unidos, pero a la gente de medios les brillan los ojos a la hora de pensar en disminuir la dependencia de Google.

A pesar de todo ello, mi impresión es que Murdoch y cía todavía están lejos de tener un poder de negociación real con respecto a Google. La empresa del buscador no parece nada dispuesta a rebajar sus márgenes en la publicidad contextual y su visión de la relación actual con las webs consiste en que hay un equilibrio: Google hace negocio como intermediario y los soportes obtienen tráfico. Salirse de Google hoy día – como introducir el pago – es dar un empujón importante a la competencia en términos de tráfico, la carrera hacia adelante de los medios de siempre podría salirles bastante cara y ser la mayor oportunidad en la historia para los nuevos actores.

Más información: News.com