Darknets, Limewire y el «Personal P2P»

Mucho se ha hablado de las darknets como futuro del P2P y ahora con el nuevo LimeWire parece que el fenómeno podría empezar a llegar al gran público. La idea es la de una red privada en la que los usuarios se conectan y comparten sólo con otros que ya conocen, sin que otros que no conozcan puedan saber qué comparte ni con quién. El resultado es una darknet, una red para compartir ficheros privada y que no ofrece ningún dato «hacia afuera de la misma».

Podríamos hablar de P2P personal, de redes privadas o de darknets – término acuñado por investigadores de Microsoft hace unos años – lo cierto es que lo que implementa LimeWire no es muy novedoso, una experiencia similar podría tenemos tener con tecnologías como AllPeers, Grouper e incluso Dropbox o Live Mesh. Lo interesante es que LimeWire está muy extendido y siempre es más fácil ampliar una experiencia que crear una nueva.

Más información en Wired y Slashdot.

Baja el tráfico del P2P y messenger, suben streaming y descarga directa

estadísticas tráfico

Interesante echarle un vistazo al estudio de iPoque (requiere registro gratuito) sobre tráfico en internet durante 2008. Lo que hacen es analizar el tipo de tráfico que pasa por los ISP, detectando los protocolos utilizados y, para algunos sistemas P2P, qué contenidos (remarcan que se trata de datos anónimos). Hay un resumen en Ars Technica, pero no quería dejar de comentar algunos datos:

  • Importante bajada del tráfico P2P, en el que incluyen a Ares, BitTorrent, eDonkey y Gnutella. Bittorrent es el líder indiscutible, con un fuerte retroceso de la red eDonkey, aunque es en la zona en la que está España en el estudio en la que todavía resiste con un 35,99%.
  • Sólo pueden comparar en tipos de contenidos descargados respecto al año pasado con Alemania, donde se puede observar como bajan el porno y la música en las descargas P2P, algo justificable por la aparición de opciones vía streaming y el éxito de los sitios de descarga directa tipo Rapidshare.
  • Crecimiento de la proporción de tráfico de páginas en Flash, con la explosión del streaming de vídeo, y también de la web en volumen de datos. Como nota curiosa, en Alemania sube sobre todo el tráfico web «no streaming», aputando a los Megaupload y Rapidshare y baja el de streaming
  • Baja el uso de mensajería instantánea, que podría estar justificado por la migración de los usuarios a entornos menos privados como las redes sociales (algo que además apoya el crecimiento del tráfico web).

El estudio tampoco permite obtener conclusiones definitivas, sólo se puede establecer una comparación histórica con los datos de Alemania, pero sí que refuerza algunas ideas. Más descarga directa y más streaming, menos P2P, crecen las redes sociales para comunicaciones personales, baja la mensajería instantánea, empieza a ser significativo el tráfico de los juegos online. Ah, y la gente se baja menos porno, pero esto no está calro si es por el éxito de los «pornotube» o porque los pioneros de internet estaban más interesados en la temática que las nuevas generaciones.

Oversi, P4P sobre Bittorrent

P4P

Por aquí hemos hablado de las tecnologías P4P, que van a permitir optimizar el tráfico P2P con ayuda de los ISP. La propuesta que hoy comentamos es Oversi, una compañía israelí que ha cerrado un acuerdo con Bittorrent (la empresa detrás del protocolo) para hacer lo mismo, utilizar información de la topología de la red del proveedor para seleccionar quienes intercambian con quien: saber quien está más cerca para conectarte (en la red del ISP, generalmente será quien esté cerca geográficamente) y descargar de él, en lugar de hacerlo sólo por los criterios puros de Bittorrent.

Aunque a priori este tipo de tecnologías P4P apuntan a un beneficio para todo el mundo (los ISP ven reducida su saturación por el uso del P2P, a los usuarios las descargas le irán más rápido), lo cierto que no dejan de ofrecer una sombra respecto: los proveedores de internet siempre han querido llevarse un pedazo del negocio de los contenidos y este escenario en que colaboran de forma activa – y no sólo como proveedor – con el P2P, es perfecto para plantear un esquema por el que se llevan una parte del pastel en plataformas de pago por contenido en las que se filtre lo compartido sin ánimo de lucro.

Más información en ArsTechnica.

Relacionado: Los ISP traicionarán a los internautas, necesitamos nuevos políticos.

Spore, el juego más descargado por Bittorrent de 2008

Spore

Aunque establecer causa y efecto es complicado, resulta llamativo que Spore sea el juego más descargado por Bittorrent de 2008, después de la insoportable protección anticopia que lograba que la experiencia del juego descargado fuese mucho mejor que la del original. Por cierto, llamativo que ‘The Sims 2’ sigan a Spore en el ranking, cuando es un juego de hace cuatro años. El resto de datos, en VidaExtra.

Mesh y el P2P en la sincronización

live mesh P2P

Un aspecto bastante limitador en todo este tema de los «datos en la nube» es el máximo espacio para almacenamiento que permiten los proveedores. Y es que en muchas ocasiones el modelo de negocio va ligado a la cantidad de datos que nos permiten utilizar, como es el caso de Dropbox: dos gigas gratis, 10 dólares al mes por 50. Uno de los aspectos interesantes de Live Mesh (si alguien no lo conoce, Mesh para el usuario final y Windows Live Desktop) es el uso de P2P para ampliar el límite del servicio: en lugar de sincronizar mi equipo con el servidor remoto del proveedor (en este caso Microsoft) y luego el resto de dispositivos con éste, los datos se pueden enviar directamente de uno de mis equipo al otro si ambos están conectados.

Con esta tecnología, Live Mesh permite sincronización de cantidades de datos mucho mayores sin incurrir en mayores costes. Al proveedor de servicio (Microsoft) sí se le envía metadata y asume un rol de memoria temporal en el proceso de transmisión de datos (Yirá lo explica muy bien, un proceso llamado «Ghosting»).

Los datos en remoto para tenerlos siempre disponibles y la sincronización entre dispositivos se están convirtiendo en uno de los grandes campos de batalla en la red. Apple con Mobile Me y hasta Google con Android están también ofreciendo soluciones para el usuario en movilidad y «multidispositivo». Live Mesh nació con dos taras, escasa orientación al móvil (sólo Windows Mobile) y más centrado en los contenidos que en las cuentas (más acceder a documentos que gestionar los contactos). Aún así se trata de un producto bien resuelto (lo llevo usando algunos meses) y con mucho potencial por su faceta como plataforma y su integración con Windows Azure.

P2P-Next, streaming sobre Bittorrent

P2P-Next es una propuesta en fase de desarrollo a tener en cuenta si queremos completar lo mucho que hemos hablado por aquí de televisión por internet. Se trata de un proyecto auspiciado por la Unión Europea con el objetivo de crear una plataforma basada en P2P (Bitorrent) para ofrecer streaming de vídeo en vivo. La idea tras P2P-Next, por tanto, es la de crear una experiencia similar a la de Zattoo o Pplive. De momento tienen publicado un cliente para probar, descargable en trial.p2p-next.org.

Sigo creyendo que, aunque el protagonismo actual de las plataformas web como Youtube o Hulu esté eclipsando al resto de posibilidades, el P2P sigue teniendo un gran potencial a la hora de distribuir contenidos, con ahorro de costes importantes y un efecto red con el que no cuentan las soluciones centralizadas. Los grandes problemas técnicos de las soluciones P2P para ofrecer experiencias similares a las de la televisión y la caída en desgracia de la descarga frente al streaming a la hora de poder articular un negocio con los contenidos, son culpables de que hasta «creyentes» en el modelo como Joost, se hayan ido la web. P2P-Next sigue poniendo el énfasis en la emisión en directo y en el control por parte del creador del contenido, pero queda por ver cuáles son las ventajas reales para el usuario frente al modelo de «descargar y ver cuando quiero».

Los problemas para una propuesta del tipo P2P-Next, sobre la que terceros construirían sus negocios, son el retraso respecto a otras plataformas, la dificultad para llegar al televisor y sus pretensiones de control sobre los contenidos cuando además quieren compaginarlo con un modelo abierto en el que cualquiera puede emitir. Sin esos elementos, difíciles de resolver, es complicado que P2P-Next se haga un hueco entre las actuales soluciones que ofrecen en streaming y las redes P2P de descarga real. En todo caso, por investigar que no quede. Que es algo que puede funcionar lo entiende cualquiera que conozca la amplia demanda de los programas para ver el fútbol vía programas de P2P.

¿Cómo se puede luchar contra el todo gratis del P2P? Experiencia de usuario

Hulu

Datos del proveedor de internet británico Plus.net: en el último año el tráfico P2P ha bajado un 8.75% en su red, mientras que el de streaming ha subido un 168.9%. ¿Los culpables? El iPlayer de la BBC y servicios similares por parte de Channel 4, ITV y Sky. Un análisis de los datos lo encontramos en Ars Technica.

¿Cómo se puede luchar contra el todo gratis del P2P? De entrada un requisito es ofrecer una mejor experiencia de usuario. Estos servicios de streaming apuestan por una basada en el «pulsar y listo», similar a la televisión y sin complicaciones, esperas, archivos falsos ni descargas inacabadas. De hecho, esta fue la gran lección de Stage 6 y lo que está consiguiendo Hulu, el usuario está dispuesto a pasarse a nuevas formas de acceder a los contenidos que se lo pongan más fácil. El punto de equilibrio entre ingresos para los creadores y hacer valer la potencia y ahorro de costes de distribución en la red se está encontrando en modelos de contenidos gratis con publicidad, bajo demanda y con una experiencia de usuario muy superior al «buscar, descargar, esperar, subtitular» del P2P abierto.

Si a la fórmula empezamos a sumar servicios de valor añadido, entramos en un escenario en el que es posible cobrar por ellos junto a los contenidos. En eso están propuestas como la de la radio personalizada de Last.fm, por la que muchos usuarios pagamos. Incertidumbre, nuevos intermediarios y márgenes más estrechos que los de economías «Pre Napster», en estas fórmulas la industria de los contenidos se está jugando su adaptación a internet. El otro camino es subvertir la apertura de internet, espiar a los usuarios y querer controlar la red.

LiveStation, más televisión en el PC

Cnn + en Livestation

Llevo un tiempo probando la beta de Livestation, un nuevo sistema de televisión en el PC muy similar a propuestas como Zattoo o Joost. Su desarrolladora es la británica Skinkers, pero utilizan tecnología P2P de Microsoft Research, que tiene una parte en el proyecto. De momento, Livestation se encuentra en beta cerrada y sólo disponible para Windows y Mac, aunque prometen versión para Linux pronto. Hasta ahora la calidad de la señal es sólo aceptable y los canales disponibles, bastante escasos, aunque el servicio es muy estable.

LiveStation apuesta por el P2P para distribuir televisión «en directo», algo en lo que se diferencia de Joost (vídeo bajo demanda), y lo asemeja a Zattoo. La propuesta actual conjuga una oferta de «canales globables» (BBC, EuroNews) con un directorio de canales que emiten streaming y que se pueden añadir desde la página oficial (en español he podido encontrar CNN +, alguna autonómica, Antena 3 Inernacional…). Se trata de la funcionalidad más original del servicio, unifica en un cliente las emisiones de todas aquellas webs que emiten tv (por ejemplo CNN +) y radio en streaming, que pueden ser añadidas por los usuarios. De esta forma, Livestation es como Miro, pero para las emisiones en directo. Eso sí, mantiene control de los canales de televisión a los que se puede acceder en función del lugar donde nos encontremos, las cadenas siguen decidiendo desde donde se les puede acceder.

¿Algo más a destacar de LiveStation? Se trata de una nueva apuesta por el uso de Silverlight. Microsoft necesita productos de masas para lanzar su tecnología alternativa a Flash. Livestation apunta a constituirse como su segundo éxito en esta línea, tras la emisión de los juegos olímpicos en la NBC.

Artículos relacionados:

Televisión por internet: P2P

Joost

Hubo unos meses en los que parecía que la televisión por internet iba a ser sinónimo de tecnologías P2P. Era a principios de 2007, cuando por fin pudimos probar Joost y comprobar si era verdad aquello de la calidad – tan superior a los Youtube del momento – y la experiencia mucho más cercana a la televisión de siempre. Y lo era, Joost cosechó buenas críticas a pesar de que su modelo tiene puntos oscuros, pero mientras, los costes de ancho de banda y de hosting continuaron decreciendo y el streaming se erigió en estrella de la web tv: los usuarios no tenían que instalar nada para acceder a los contenidos y había una oferta mucho mayor.

Hablar de televisión por internet basada en P2P es hacerlo de modelos muy distintos. Tenemos al ya mencionado Joost, que viene plantear un modelo similar al de la tv tradicional en cuanto acceso al contenido (emisores controlan quien y cuando puede ver qué), pero con una apuesta por la larga cola de contenidos y la interactividad. A su vez, tenemos planteamientos radicalmente diferentes, como los de PPLive o Soapcast, cuya popularidad explotó el mismo día en que la gente se enteró que podría ver el fútbol por internet. Ellos reflejan algunas de las propiedades que han venido ofreciendo los sistemas P2P: demostrar la dificultad de poner barreras a la distribución gratuita de contenidos en la web.

Veoh

Entre Joost y este tipo de sistemas existen un montón de ofertas basadas en P2P. Algunos de ellos apostando por Bittorrent para la distribución de contenidos como Vuze de Azureus o la propia BitTorrent Entertainment Network. El mayor problema con ellos es que el P2P ya no es la ventaja competitiva para acelerar la distribución de contenidos en la red, frente a soluciones basadas en streaming o descarga directa. Otro problema para ellos es su difícil transición al salón de casa, verdadero terreno de juego donde se va a ganar la batalla por la hegemonía en la televisión por internet, y que difícilmente se está consiguiendo la experiencia de uso de otros servicios. Hoy por hoy, parece muy lejano el escenario de ejecutar un sistema P2P en cualquiera de los dispositivos que conectamos a la tele, si exceptuamos los HTPC.

Sin embargo no creo que el P2P tenga los días contados. Hay proyectos interesantes, desde algunos que todavía no han visto la luz hasta movimientos «sospechosos» como los de Pando y el P4P, que añadirían una «nueva marcha» en la velocidad de distribución de contenidos. También modelos mixtos muy interesantes como los de Veoh TV y Miro, pero que siguen atados al ordenador.

Por último, un área en el que el P2P ha demostrado su potencia es en la de llevar la televisión tradicional a internet, con proyectos como Zattoo o LiveStation, de Microsoft y en beta cerrada (lo estoy probando y no va nada mal).

Francia y el corte de conexión a internet por intercambiar contenidos

Quien comparta contenidos en la red no tiene derecho a internet, a acceder a la información o a comunicarse a través de ella. Para asegurarse, habrá que espiar que hacen los ciudadanos.

Privación de acceso a la información, cese de las comunicaciones y espionaje de las mismas para «defender la cultura». Extraños caminos de la dictadura del culturetariado, que está cerca de ganar su primera gran batalla en Francia. Pronto, los defensores de «la cultura» en España harán llamamientos para que, a ejemplo de Reino Unido o la Francia de Sarkozy, apostemos por la instauración de este particular sistema de vigilancia, persecución y censura.

Más información sobre el proyecto para cortar Internet a quienes intercambien archivos en Francia en Mangas Verdes y El Catalejo.

Actualización: por cierto, muy interesante como la Fnac está ayudando a empujar esta corriente regalando el libro «La gratuidad es el robo» de su ex-director Denis Olivennes. Los detalles, en otro blog más.