Obama, la neutralidad de la red e internet móvil

Excelente planteamiento el de Open Internet, puesto en marcha por la administración Obama para explicar su defensa de la neutralidad de la red. Gran defensa de la apertura de internet como clave para favorecer la innovación: en una internet en la que no hay una autoridad que ejerza de barrera de entrada, quienes proponen herramientas capaces de revolucionar una industria tienen la posibilidad de ofrecerla y competir. Lo explican en los vídeos, de los que ofrecen transcripción.

Y en el debate de la neutralidad de la red, como siempre las operadoras, especialmente las móviles que quieren imponer «otras reglas»: control del tráfico evitando el P2P y la voz sobre IP, favoreciendo sus propios servicios sobre los de terceros y permitiéndose controlar las aplicaciones y webs que se pueden utilizar. Ese es el próximo campo de batalla y resulta reconfortante como una administración como la de Obama – a la que todos los demás están mirando para imitar – tiene una visión tan lúcida y valiente frente a las operadoras.

También lo comenta Uberbin

Más sobre Neutralidad de la red en Error500.

Cibercrimen, seguridad e internet: Estados Unidos y España

Un plan de acción completo y detallado para actuar contra el cibercrimen y en pro de la seguridad en la red, es lo que ha anunciado «La Casa Blanca», con jefe de seguridad nacional en Estados Unidos para internet incluido. Podremos discutir si el enfoque es el más adecuado – a priori lo parece, con colaboración entre organismos públicos y empresas privadas – de si esto va a implicar un recorte de las libertades en pro de la seguridad – a priori parece que no, al menos mantienen un discurso partidario de una red libre y abierto – pero de lo que no cabe duda de que tienen una visión de la red como prioridad estratégica, acorde con el programa de Obama para internet.

¿Y en España, qué? Seguimos en la travesía del desierto. El desconocimiento de internet y la presencia de la red en los programas es descorazonadora (quizás exceptuando algunos detalles de IU), seguimos en una situación en la que si se sufre un ataque DDos, tirando tu negocio y el de otros muchos, te tienes que buscar la vida porque Inteco y Guardia Civil (cuya actitud es de 10, eso sí), no tienen medios ni marcos legales adecuados con otros países para hacer nada. El plan con internet en este país parece ser que sigue siendo debatir sobre si la gente se baja cine gratis o si se ha mandado un correo de más saltándote una coma de la LOPD, con muchas palabras vacías sobre «cambio de modelo y sociedad del conocimiento» que luego se traduce en que la red tiene una prioridad marginal en el discurso de los partidos (que en esta campaña se ha rebajado al nivel más infame de indigencia intelectual) y hasta se plantean un canon al ADSL para financiar al siglo XX.

Más información sobre el «Cyber Czar» en Whitehouse.gov, R/W, The Guardian.

Relacionado: Cibercrimen y seguridad.

Obama, internet y la tecnología

Un detallado y ambicioso plan tecnológico para Estados Unidos es lo que ha presentado Barack Obama en su campaña para ser candidato demócrata a las elecciones presidenciales. El documento expone una visión bastante clara no ya de los objetivos a conseguir (asegurar el liderato tecnológico estadounidense) sino de los medios. Entre ellos destacan:

  • Acceso a la información generada por el estado para todos y en formatos abiertos, desde contratos hasta becas pasando por los encuentros entre lobbys y responsables públicos.
  • Involucrar a la ciudadanía en la toma de decisiones de las agencias federales y permitiendo comentar y analizar la legislación antes de su aprobación (ojo, se trata de consultar y opinar, no de decidir).
  • Apuesta por la neutralidad de la red, uno de los principales caballos de batalla de la internet actual y que ya ha sido derrotada en el congreso USA varias veces.
  • Fomento de la infraestructura de telecomunicaciones y mayor gasto en investigación.
  • Creación de la figura del «Chief Technology Officer» nacional para dirigir e impulsar todas estas medidas.

En el documento y sus análisis hay mucho más (desde apuesta por las energías limpias, hasta informatización y acceso online del historial médico), como se puede ver en eWeek o Ars Technica. Ciertamente se puede discutir mucho sobre la verdadera utilidad de estas medidas (herramientas para la participación ciudadana sí, aunque a ver cómo agregan cantidades masivas de información cuando millones de ciudadanos opinen sobre una ley), pero Barack Obama deja clara una apuesta del uso de la tecnología para una democracia más transparente, conectada y participativa.

Es una «visión» que se echa de menos en la política nacional, en la que unos aprueban la LISI que siembra dudas más que razonables respecto a la libertad de expresión en la red y refuerzan el canon que penaliza a toda la industria tecnológica y a sus clientes, mientras que otros hablan de «la creación de una Agencia Española de Propiedad Intelectual» para controlar internet (Público).

Hace poco me preguntaba si existe un voto internauta y añadimos una encuesta cuyos resultados – partiendo del sesgo que supone estar leyendo una web como esta – apuntaba a que comienza a haber una conciencia el sector más conectado de que con todos estos temas (canon, Adsl, neutralidad de la red, datos del estado disponibles para todos, políticas de privacidad, mantenimiento de la libertad de expresión) nos estamos jugando gran parte de lo que va a ser nuestra sociedad en el futuro.