Entrevista a PierPaolo Zollo, de Kelkoo

pierpaolo-zollo-kelkoo

Esta vez la conversación ha sido con PierPaolo Zollo, «country manager» de Kelkoo para España e Italia. Hemos tocado varios temas, desde el mercado de los comparadores de precios hasta su llegada a los servicios para móvil. Os dejo con sus respuestas…

El último movimiento de Kelkoo ha sido su versión para móvil, ¿ha llegado la hora para los comercios electrónicos de competir con los tradicionales en su propio terreno y las compras impulsivas?

Creo que los usuarios deben de darse cuenta de que comprando online ahorran dinero. Kelkoo Mobile da a los usuarios la posibilidad de comprobar el mejor precio para un producto cuando están en una «tienda offline», comparando el precio del que me lo ofrece físicamente en ese instante con millones de ofertas en la web. Cuando fianlmente me de cuenta de que puedo ahorrar dinero ¿por qué no voy a comprar online?

En países como Italia y España donde el comercio electrónico está creciendo lentamente debido a factores culturales (nos gusta tocar los productos) y por miedo a usar la tarjeta de crédito, creo que la posibilidad de ahorra dinero que ofrece el comercio electrónico puede ser el factor que lo impulse en estos países.

En un año y medio veremos compras desde el móvil a tiendas online.

Hablemos de interfaces para móvil. Mi impresión es que la de los buscadores no suele ofrecer una experiencia satisfactoria, ¿cómo veis desde Kelkoo este problema?

Kelkoo Mobile ha sido construido expresamente para el entorno móvil. Es limpio, sólo una caja de búsqueda, y al escribir el producto que busco obtengo una imagen del mismo y los mejores precios. La idea es tener el interfaz adecuado para navegar por los productos y precios en el móvil, esté usando un iPhone, una pantalla más pequeña o una Blackberry.

¿De verdad creen que la gente comprará y pagará desde sus teléfonos? ¿De cuantos años estamos hablando?

Entiendo lo que dices. Hasta ahora hemos hablado de información en el móvil antes de comprar online u offline. Poner la tarjeta de crédito en el móvil es otra historia. Vamos en esa dirección pero creo que nos llevará un año y medio el ver compras por el móvil. No sólo los buscadores tenemos que realizar webs expresamente construidas para el móvil, las tiendas tienen que hacerlo también. Ahora mismo es una gran dificultad el tener que comprar online en una web para ordenador de escritorio desde el teléfono en mi opinión.

En España hay un factor cultural (nos gusta tocar lo que compramos), que junto al miedo están impidiendo que el comercio electrónico crezca. La clave para superar estos obstáculos es que el usuario se de cuenta de cuanto dinero se puede ahorrar.

Kelkoo fue comprada por Yahoo hace cuatro años. Google creó Google Product Search, eBay compró Shopping.com y Microsoft Jellyfish.com… pero parece que el negocio de los comparadores de precios no se ha hecho tan grande como se esperaba…

Hay países más maduros que otros desde mi punto de vista. En Reino Unido el comercio electrónico supuso el 18% del total «retail» y allí el negocio de los comparadores de precios es muy relevante. Se estima que en diez años las ventas online tendrán tanto volumen como las offline.

En España estamos todavía en el 1% del comercio al por menor, por lo que hay un mercado con un gran potencial de crecimiento. Hay dos obstáculos, uno es el factor cultural que hemos comentado (pensemos que las compras vía catálogo tampoco tuvieron éxito en España o Italia), el otro es el miedo a usar la tarjeta de crédito online. Esto último es un problema de educación, el 99% de los comercios electrónicos son seguros y usan certificados SSL para proteger los datos. Los usuarios los dan por teléfono o fax, pero no quieren usarlos en los lugares más seguros donde no pueden ser copiados, online. Creo que son obstáculos superables cuando el usuario se de cuenta de que puede ahorrar dinero ahora que los precios de los bienes primarios se están volviendo locos.

Hablando de precios, ahora es un buen momento para los «outlets» como Vente-privee, BuyVip o Privalia, ¿son comeptidores de Kelkoo? Cuando se busca por buenos precios, parecen una opción alternativa…

Realmente no los percibimos como competidores, en muchos países son nuestros clientes y creemos que podemos incrementar las oportunidades de negocio con ellos. BuyVip es cliente nuestro en Italia y España, Vente-privée lo es Francia.

Live Search Cash Back y los servicios que devuelven dinero al usuario por compras son un movimiento inteligente, a vigilar muy de cerca.

¿Clientes? ¿Qué tipo de relación tienen?

Les damos visibilidad en nuestra web y «compran» nuestra audiencia, que es muy interesante para ellos. Buscan perfiles sensibles al factor precio. Y la verdad es que esta relación está funcionando muy bien.

Otro movimiento, Live Search Cash Back, descuentos dentro del buscador. ¿Inteligente o desesperado?

Sinceramente, es uno de los movimientos más inteligentes. La gente busca descuentos y el mejor modo de darle valor a los usuarios es devolverles parte del precio de la compra. Sitios como Quidco están siendo un gran éxito en Reino Unido. El modelos funciona y es algo a lo que vigilamos de cerca

¿Está Yahoo pensando en una mayor integración de Kelkoo en el navegador?

No. Ahora nos estamos enfocando en mejorar nuestros producto para ser el «Youtube» de las compras online.

Última pregunta. La crisis económica, ¿está afectando a un servicio como Kelkoo?

No realmente. El motivo es que si los precios se disparan, los usuarios usan nuestro comparador todavía más, porque saben que pueden ahorrar dinero en muchas cosas, desde la lavadora hasta el móvil, el aire acondicionado…

Internet móvil y comparar precios con tiendas online

Eye Phone

¿Qué cambiará con el siempre conectados? ¿Qué nuevos hábitos surgirán, qué viejas costumbres serán abolidas cuando cada uno lleve en el bolsillo la web, los buscadores, servicios online, toda la información del mundo virtual? Siendo difícil jugar a adivino, sí hay un área en el que creo que se va a notar mucho y es en el comercio. Ir de compras va a ser muy diferente cuando llevemos con nosotros la posibilidad de comparar los precios con tiendas online.

Es algo sobre lo que Amazon lleva revoloteando bastante tiempo (Amazon, pagar con el móvil y las compras impulsivas, Amazon le da la vuelta a las tiendas online) y que la salida de Kelkoo Mobile me ha vuelto a recordar.

Captar las compras impulsivas, romper el cerco por el que las tiendas físicas tienen cautivos a sus clientes. Me gustó el ejemplo que daba Jacques Antoine Granjon: vas una mañana de sábado en coche con tu hijo a mirar una bici en unos grandes almacenes. Él se empeña en llevarse una, pero piensas que es cara y que podrías mirar en otra que está al otro lado de la ciudad… piensas en ir, pero al final la compras. ¿Por qué? De alguna manera te tienen cautivo, hay un alto coste en ir a la otra tienda.

Los comparadores de precios online se van a proponer como una alternativa, pero probablemente sólo lo serán cuando el interfaz sea más amigable que teclear el nombre de un producto: a partir del código de barras o, mejor, de una foto que tomemos del producto. Claro que hay empezará una nueva batalla, con las tiendas vigilando muy mucho que nadie utilice el terminal dentro de ellas.

Más información sobre Kelkoo Mobile en Xataka Móvil.

Google trae Froogle a Europa

FoogleAl menos al Reino Unido, único país europeo con contar desde hoy con versión de Froogle, el servicio de Google de búsquedas y comparación de precios de productos online. Hacía tiempo que Google avisó de sus intenciones de exportar Froogle a nuevos mercados y este ha sido el primer paso con su aterrizaje en el mercado británico. Reuters informa de que Alemania y Francia son los próximos países en los que podría desembarcar Froogle, sin noticia alguna para el mercado hispano.

En búsquedas como esta de Fifa 2005 observamos la utilidad de Froogle: un listado completo de todos los sitios online en los que está en venta junto al precio en cada uno de ellos. Además incluye herramientas para marcar un precio mínimo y máximo en las búsquedas o realizarlas dentro de distintas categorías.

En cambio en castellano y para el mercado español está disponible Kelkoo, otro comparador de precios con una gran presencia en Europa que fue adquirido este año por Yahoo pagando por él 475 millones de euros. Dos estrategias diferentes las de Google y Yahoo, los primeros la de desarrollar el producto y los segundos comprando uno consolidado en el mercado. Kelkoo tiene la ventaja de un gran número de usuarios, Froogle la de ir de la mano de la marca Google y su integración en el buscador. Mientras no haya Froogle en español va a ser difícil comparar más allá.