Analizando un teléfono en 2012, el Htc One X+

HTC One X+ review

Hacía mucho tiempo que no hacía un análisis de un dispositivo a fondo como el que hoy publico en Xataka sobre el último móvil de HTC, el One X+. El teléfono me ha sorprendido gratamente, es un gran terminal que evidencia que HTC se ha puesto las pilas en producto, pero para mi el reto ha sido intentar hacer un análisis acorde a las expectativas de la publicación líder en tecnología en español… en 2012.

Y no se trata tanto de escribir mucho, de probarlo a fondo y sumar decenas y decenas de párrafos (soy de los que dentro de lo completo, prefiere lo bien sintetizado), sino de encontrar el punto justo entre valorar los aspectos racionales y emocionales: desde los test de rendimiento, los atributos técnicos, la potencia y la memoria (que es donde se situaba el sector de tecnología hace no demasiados años) hasta los más emocionales (diseño, sensación en mano, experiencia y presentación del producto, hacia donde poco a poco ha caminado). Mi impresión es que parte del público se ha desplazado en este sentido, pero que hay una gran parte que se resiste y que una buen análisis debe abarcar a ambos perfiles y los distintos grados entre ellos.

¿Lo habré conseguido con mis comentarios sobre el Htc One X+? Habrá que estar atento a los comentarios, al menos servirá para aprender de ese toma y daca que muchas veces son las comunidades de tecnología y para recordar lo divertido (sin quitar la responsabilidad de que estas revisiones son relevantes para decisiones importantes de compra de mucha gente) que es trastear cada semana con un dispositivo nuevo.

Sólo tres (en la práctica dos) fabricantes de móviles ganan dinero

Merece mucho la pena – como siempre – leer el último artículo de Asymco y también los magníficos comentarios que lo acompañan. Horace plantea un interesante debate sobre el mercado confuso que crea Google con Android y el aparente conflicto con Samsung: los americanos lideran el sistema operativo pero el negocio lo hacen los coreanos.

De hecho, Samsung y Apple son los únicos fabricantes que ganan dinero, los Nokia, Motorola, RIM, LG o Sony llevan mucho tiempo en números rojos… mientras que HTC salva los muebles de momento, aunque está en franca bajada en cuota de mercado y amenaza con entrar en pérdidas. Precisamente sobre HTC publica hoy Manuel Ángel Méndez un análisis en Xataka intentando indagar en las razones que les llevaron de liderar Android al furgón de cola y ser superados como una bala por Samsung.

Si tuviese que quedarme sólo con dos motivos para esta caída en desgracia apuntaría a que en producto tuvieron un 2011 para olvidar, teléfonos dos peldaños por debajo de Samsung (que puso el listón muy alto con el Galaxy S2) a la vez que mantenían una estrategia de marcas confusa; la otra razón es su casi invisibilidad para el consumidor, mientras que otros como Samsung, Sony o incluso Motorola se han apoyado en estrategias de marketing agresivas, HTC es una marca prácticamente invisible.

Por suerte para HTC lo primero lo están arreglando, la serie One es una marca coherente y bien planificada y tiene grandes teléfonos, de hecho llevo unos días probando el HTC One X+ y es un terminal sobresaliente… en lo segundo tienen un trabajo gigante por delante, la marca está bastante dañada y prueba de ello es que a pesar de tener un gran teléfono, los propios usuarios no lo reconocen entre los cinco mejores del año.

El mercado de los smartphones no perdona un año malo

Samsung Galaxy s3
El ciclo de renovación de smartphones por parte de los usuarios (entre 12 y 24 meses habitualmente, al ritmo de la finalización de los contratos de permanencia) hacen que este mercado refleje mucho más rápido errores, lentitud en reaccionar y problemas de producto que otros de gran consumo como pueden ser los televisores o los coches. En estos otros puedes tener un año o dos malos y luego tener margen para recuperar; en móvil es una generación anual bajando y el impacto es brutal. Algunas cifras que lo demuestran:

  • Samsung aumenta 91% las ganancias gracias a la división de móviles (BI). Un año espléndido en 2011 con el Galaxy S2, que ha mantenido con el S3 y el galaxy Note 2 (que por fin es un producto redondo, no como la primera generación).
  • Nokia se cae del top 5 de fabricantes de smartphones, ATD, continuando la bajada de los últimos años. No creo que el 920 que viene antes de navidad vaya a salvar Nokia, pero sí que podría ser un punto de inflexión si cumple todo lo bueno que promete.
  • HTC baja todavía más que Nokia (BGR). Lo de los taiwaneses es un caso para analizar, el anverso de Samsung en la industria. Tuvieron un 2011 decepcionante en producto que les ha pesado mucho en la percepción de la marca, a pesar de que este año han presentado muy buenos teléfonos (el One X y el One S), el resto de la estrategia de marketing no ha acompañado, cuando se decidan a invertir probablemente ya sea demasiado tarde.
  • Con 27 millones de iPhones vendidos el último trimestre (BBC, el problema de Apple es luchar contra sus expectativas porque los números en su lado siguen siendo excepcionales.
  • Viendo la tarta de Android es interesante observar como crecen dos actores algo «tapados». Sony, que tiene en la gama Xperia una de las mejor balanceadas en calidad/precio, y LG, que por fin parece levanta cabeza después del fallido intento por el 3D. Xperia T y el Nexus 4 deberían ayudarles a afianzar esta tendencia.
  • RIM sigue bajando, pero no tanto como se esperaba, consiguiendo algo de oxígeno hasta la llegada de Blackberry 10.
  • ZTE sigue teniendo el volumen en la ofensiva China, aunque es Huawei quien está enseñando dispositivos que los puedan sacar de la gama de entrada al smartphone.

Muchos cambios en poco tiempo, quien hace apenas tres años lideraba el surgir de Android – HTC – ahora ve como Samsung ha dado la vuelta a la tortilla, dos gigantes como Nokia y RIM no paran de caer y en sus próximos lanzamientos se la juegan… en todo caso, si algo apunta la historia del sector es que no conviene dar por muerto a nadie y menos a grandes compañías como las que ahora no están en sus mejores tiempos.

2012 como punto de inflexión para varias grandes del sector tecnológico

Estamos en un momento de grandes cambios en el sector tecnológico, la confluencia de varias tendencias (lo móvil, la nube y la preferencia del usuario por una experiencia superior frente a las características técnicas) hace que estemos en un escenario con nuevas estrellas del sector y también con gigantes tecnológicos en una situación complicada. Sobre ello escribo en Xataka, «Las cinco empresas de tecnología que se la juegan este 2012» con protagonistas como Microsoft, RIM, HTC, Nokia y Nintendo

HTC Desire Z y HTCSense.com en lugar de sistema propio

Foto del HTC Desire Z

Mientras Nokia continuaba su búsqueda de si mismo en el Nokia World, en HTC siguen manteniendo el rumbo que le ha posicionado como referencia del público avanzado. En el evento celebrado a continuación del de los finlandeses presentaron varias novedades entre las que destacaría el HTC Desire Z.

Sobre el teléfono: realmente es una continuación de la gama HTC Desire, pero añadiendo un teclado físico con muy buena pinta. A España lo trae Vodafone a final de Octubre y promete ser uno de los terminales estrella de la campaña de navidad. En Xataka tienen las características de este Desire Z. Más interesante si cabe es la estrategia elegida por HTC en contraposición a otro de los referentes en Android, Samsung, Mientras que estos últimos han abierto la mano a un nuevo sistema operativo propio, Bada, en HTC han expandido su interfaz HTCSense a ser también un servicio de sincronización y de datos en la nube. Menos potente que controlar la experiencia completa, pero con la ventaja de ser multiplataforma. Todo apunta a que 2011 va a ser otro gran año para HTC.

Más información sobre HTCSense.com en Xataka Móvil

HTC, Samsung y la monogamia en dispositivos móviles

Windows Phone Series 7
Con el último trimestre llegarán los primeros teléfonos con Windows Phone 7 Series, el nuevo sistema operativo de Microsoft y el momento de entender si son capaces de atraer fabricantes toda vez que Android se está reforzando como plataforma capaz de asumir el rol de «Windows en dispositivos móviles«.

Los casos más interesantes van a ser los de Samsung y HTC. Samsung es el segundo fabricante mundial de teléfonos – sólo superado por Nokia – y mantiene una estrategia de «diversificación total». Con sus terminales basados en Windows Phone 7 Series serían tres las plataformas por las que apuestan en la gama de smartphones (ya tienen sus terminales Android como el Samsung Galaxy S, pero también su propia Bada que estrenaron con Wave). HTC es el gran líder del mercado de teléfonos Android, gracias a lo cual presentaron unos números excelentes en el segundo cuatrimestre (crecimiento del 66% en ingresos, Digitimes), pero también ha sido uno de los grandes aliados históricos de Microsoft en el mundo móvil. Ambos tienen planes para lanzar teléfonos con el nuevo sistema Windows como nueva línea propia en smartphones.

Diversificar tiene sus ventajas, permite entrar en varias plataformas y tener terminales y conocimiento de ellas para cuando el mercado deje claro cuáles van a prevalecer, todo vez que la fragmentación actual no parece muy sostenible. Ahí podemos pensar en el ejemplo de Nokia, que apostó por Symbian y ahora le está costando años rectificar. Además tenemos la «no dependencia» de una de ellas toda vez que el control de la misma es externo y las decisiones sobre hacia donde orientar el sistema operativo son de otros. En el caso opuesto tenemos la ventaja de ofrecer un sólo sistema, todos los usuarios saben qué experiencia de usuario van a tener con una Blackberry y refuerza la identidad de marca. Y luego tenemos el caso Apple, que no sólo tiene un único sistema sino que sólo ofrece un terminal, renovándolo cada año. Hasta ahora les ha ido muy bien, pero la complejidad de los requisitos de usuarios en el mercado de la telefonía hace que quien quiera ser el líder del sector tenga que ofrecer una gama y no sólo un teléfono.

Android es abierto y libre, el móvil que compras (Motorola, HTC), no

HTC DesireHace unos años ya comentamos sobre la licencia Apache de Android y las implicaciones que tenía esta licencia libre: cualquiera podrá descargar, acceder al código fuente, modificar y redistribuir Android, pero también permite a fabricantes y operadoras modificar a su gusto la plataforma Android, añadir nuevas funcionalidades y no tener que compartir el código ni permitir su uso por terceros.

El caso es que en pleno auge de la plataforma empezamos a observar una denodada lucha entre los fabricantes que adoptan Android y la comunidad de hackers que crea distribuciones alternativas a la de éstos. La última polémica versa en el sistema de protección del Droid X (que por cierto, tiene una pinta estupenda) que provocaría que el teléfono deje de funcionar si se intenta modificar el sistema. No es el único fabricante que lucha contra ellos, HTC amenazó también a una plataforma que distribuye ROMs para sus teléfonos.

Android es abierto y libre, el móvil que compras, no. De hecho hay quienes se sienten decepcionados por aspectos de como se comercializa el sistema: fabricantes que eliminan la garantía si se cambia el sistema, restricciones de la tienda aplicaciones (obviando que se pueden obtener aplicaciones de fuera), integración con Google. El caso es que el ser libre permite que cualquiera pueda usarlo, pero no obliga a los fabricantes a no meter «la capa Google» (que les interesa por muchos aspectos) o a permitir que se modifique el sistema manteniendo la garantía. Hay quienes sí lo permiten como la gente del Geeks Phone, por lo que podríamos hablar de un escenario en el que se puede elegir entre «tener una experiencia controlada» o «tener toda la libertad que quiero». En todo caso, la postura de Motorola y HTC resulta un tanto incomprensible: el porcentaje de usuarios que cambia la ROM de un teléfono es marginal para el volumen que tienen, ¿de verdad necesitan perseguirlo, desvirtuando lo que Android por su licencia permite?

HTC se hace con el mercado geek en la telefonía móvil

Podríamos decir que es oficial, HTC es el fabricante de los nuevos objetos de deseo del público geek en telefonía móvil. Magic fue el primer avance y HTC Hero está siendo la confirmación de que Apple y su iPhone han sido desplazados en el pedestal de los usuarios más avanzados si atendemos a la avalancha de comentarios y artículos en foros, blogs especializados y Twitter.

Claro que ganar el mercado geek no supone el gran negocio en la telefonía móvil, donde el volumen se encuentra en los terminales para hablar y SMS, pero sí que resulta muy apetecible como explorador de las nuevas tendencias, su rol de prescriptor de tecnología y por su predisposición a gastar más que otros perfiles en un teléfono. En los «pros» de conquistar a los geeks habría que anotar que son los más dispuestos a pagar por añadidos (conexión móvil, aplicaciones, juegos, servicios de suscripción a contenidos) y en los «contras», el hecho de su volatilidad: siempre quieren lo último, y esta vez toca Android a pesar de la renovación de iPhone y a la espera del aterrizaje de Palm Pre.

Es el momento de HTC, que apostó fuerte por Android, y de Google, se quedan en la quiniela de candidatos RIM, Samsung (que está haciendo cosas muy interesantes), Apple – que a buen seguro renovará apuesta en 2010 – y Palm. El momento complicado sigue para Nokia, que a pesar de su omnipresencia en el resto de gamas, corre el peligro de acabar pareciéndose a Motorola. Un último apunte, lo que he visto del HTC Hero, tiene muy buena pinta, os dejo con el vídeo del análisis en Xataka.

HTC Magic y la experiencia de usuario en Android

HTC Magic

Muchos hemos hablado por aquí de experiencia de usuario como valor diferencial del iPhone, que a pesar de ser cerrado y tener numerosas limitaciones técnicas, ha conseguido hacerse con el protagonismo en la gama de smartphones. Cuando paso por aquí Francisco Montalvo de Nokia, discutimos sobre la relación entre controlar todo el proceso, desde el hardware a las aplicaciones y cerrar el código (modelo Apple) y conseguir una buena experiencia de usuario. El director de productos, software y servicios Nokia España sostenía que no veía relación directa entre cerrar el código y dar una mejor experiencia de usuario… y tenía razón, pero quien precisamente está llegando a una experiencia de usuario considerable no es Nokia sino Android como se puede observar en el nuevo HTC Magic.

Como muestra os dejo los vídeos sobre HTC Magic y Android que ha grabado Javier Penalva para Xataka. Muestran un terminal y un sistema maduros, muy bien diseñados y con un interfaz a la altura… aunque sea dos años después del iPhone. A continuación, los vídeos:



Merece la pena repasar el análisis de las características del HTC Magic que hace. En clave local, HTC Magic será uno de los pocos teléfonos que Vodafone ha conseguido para sacar en España antes que Movistar, si no hay cambios de última hora, lo hará el próximo mes de Abril.

Artículos relacionados: