Cuadros del museo del Prado en Google Earth

El Jardín de las delicias Google Earth

Tampoco yo me he resistido a jugar un rato con Google Earth y su recreación de 12 cuadros del museo del Prado. Desde la página oficial explican que «Las imágenes de estas obras tienen cerca de 14.000 millones de píxeles, un nivel de detalle 1.400 veces mayor que el que obtendríamos con una cámara digital de 10 megapíxeles». Impresionate moverte por «El jardín de las delicias» y poder rastrear y examinar cada detalle ¿os imagináis un futuro a medio plazo en el que los principales museos del mundo ofrezcan este tipo de experiencia online? ¿tardaremos mucho en ver propuestas tecnológicas que se vayan acercando a «presenciar» uno de estos cuadros?

Como sucede con Street View, los universos 3D son muchos más interesantes cuando reflejan la realidad (y de ahí pueden hacer bastante negocio) que cuando pretenden ir de «segundas vidas».

Glinter a lo Google Earth

Captura de Glinter

Cuando lees que un proyecto español se plantea competir con Google, es el momento de prestar atención. Se trata de Glinter, proyecto de Geovirtual, cuyo presidente, Gonzalo García, explicaba en una entrevista en El País. La clave de Glinter estará, afirma, en especializarse en un territorio – empezarán por España – y asegurarse de ofrecer más valor en él. Una vez ganada esa «isla» a Google Earth y a Vitrual Earth, será el momento de franquiciar para dar el salto.

Palabras mayores que aunan audacia con, prácticamente, la única estrategia desde la que abordar la competencia a quien se ha constituido en el interfaz entre el usuario y los datos geográficos. De momento hay una versión alfa de GlinterFly, el cliente instalable que se posiciona como alternativa a Google Earth, y una demo en la web de GlinterWeb, que precisa de Internet Explorer y ActiveX activado. A primera vista y tras unos minutos jugando con el invento, «funciona», pero faltan todavía todas esas capas de información que le otorguen mayor valor. Para la descarga se puede visitar su web oficial (está pidiendo a gritos una renovación) y la sección GlinterFly.

Artículos relacionados: Microsoft Virtual Earth y las carteleras virtuales, Google Earth en el navegador.

Google Earth en el navegador

Google Earth en el navegador…, pero a través de un plug-in que precisa ser instalado en el equipo local (sólo Windows de momento). Más que como servicio web, Google lo ha enfocado a través de un API para permitir a webs de terceros el integrar los mapas de Google Earth. Tras echar un vistazo a algunos ejemplos desde Windows con Firefox, debo reconocer que los resultados son bastante interesantes y que la navegación 3D de Google Earth en el navegador es más que aceptable.

El movimiento podría apuntar a la tendencia de Google de llevarlo todo al navegador, hasta su software instalable estrella, de no ser porque realmente esto no es software como servicio. Al igual que con Google Gears, se quiere llevar al navegador a experiencias para las que o no está preparado todavía (soporte para aplicaciones web offline en el caso de Gears) o no se desea recurrir a tecnologías para las RIA como Flash o Silverlight. Este Google Earth en el navegador en el navegador no está mal como comienzo, pero me da la impresión de que Google se empeña en un modelo (navegador, APIs para terceros, Javascript) más allá de lo que éste puede dar.

Por cierto, el plugin en funcionamiento se está comiendo 100 megas de memoria, si le sumamos lo que se come Firefox es como para pensárselo. Os dejo con el vídeo de promoción:

Vídeos de Youtube en Google Earth

Youtube Google Earth

La aparición de vídeos de youtube geoposicionados en Google Earth es un paso que por esperado, no deja de tener su interés. Es el paso lógico tras añadir las fotos de Panoramio y el esfuerzo de Google por aumentar la visibilidad de su sistema para compartir vídeos, que ya aparecen en los resultados de las búsquedas. Para que aparezcan los vídeos de youtube en Google Earth es necesario activar la capa dentro de la sección Contenido Patrocinado como explican en Bitsignals y que a los vídeos en cuestión se haya añadido la información geográfica de donde fueron grabados.

Además del valor añadido que dan a Google Earth, el movimiento me parece interesante por lo que tiene de facilitador de una publicidad por proximidad dentro del vídeo. Al igual que AdWords permite gestionar la publicidad a toda la larga cola de sitios web, desde gigantes de la red hasta el más pequeño de los sitios, en los planes de Google está el ser la plataforma por la que los pequeños comercios físicos acaben gestionando su publicidad. Tanto la publicidad en el móvil como la asociada a la búsqueda en mapas y la convergencia de ambas en la versión móvil de Google Maps apuntan a la publicidad de proximidad. Dado que los anuncios en los vídeos son otra de las bazas de futuro de Google, el que estén geolocalizados e integrados en una herramienta como Google Earth abre la puerta a opciones publicitarias en vídeo basadas en la cercanía al lugar por el que el usuario está navegando.

Panoramio llega al millón de fotos geoposicionadas

panoramioHoy toca felicitar a un proyecto hispano de éxito, Panoramio, que llega al millón de fotos geoposicionadas, como cuenta uno de sus creadores, Eduardo Manchón en un post en el que hace balance de la experiencia. Panoramio se ha traducido a 35 idiomas, incluyendo coreano, chino, persa o ruso, gracias a los traductores voluntarios y ha llegado a cuatro millones de visitantes únicos el mes pasado.

Sin duda el impulso de la integración de Panoramio en Google Earth supuso un antes y un después para esta aplicación. El gran reto para Panoramio es el de la moderación, el conseguir que la propia comunidad de usuarios ayude a detectar que las fotos están bien geoposicionadas y la aparición de contenidos inadecuados. Mientras el GPS no esté integrado en la cámara y no se añadan automáticamente las coordenadas, el proceso es bastante manual y susceptible de errores e intentos de engaño. ¿La solución? Muchos ojos vigilando y en Panoramio no parece que falten.

Sitio oficial: Panoramio, también lo comenta Javier.

Google Earth integra a Panoramio

panoramioConfieso que nunca he acabado de engancharme a Panoramio. La culpa era el ser ya usuario de Flickr y la pereza de llevarme las fotos a otro servicio. Sin embargo, a la hora de añadir información geográfica lo cierto es que Panoramio es bastante más potente que la web americana, sobre todo para un usuario español, perjudicado por el hecho de que los mapas de Yahoo (usados en Flickr) no tienen tanto detalle como los de Google (utilizados por Panoramio).

La noticia es que desde la página de Google Earth (software que es una de mis debilidades) recomiendan la descarga del «klm» de Panoramio. ¿para qué sirve? Pues sencillamente para que al «navegar» por un sitio en la herramienta de Google podamos ver las fotos alojadas en Panoramio referentes a la misma posición geográfica.

La información geográfica asociada a imágenes tiene un gran potencial. Pensemos en la nueva generación de buscadores visuales, pensemos en hacer una foto de algún lugar con el móvil y obtener información a partir de ella. Y en ese futuro los repositorios como Panoramio van a jugar un papel crucial. La integración en Google Earth está bien (ahí queda mi foto de la plaza del general torrijos en Málaga, tengo que subir un montón más), pero es sólo un paso más de un servicio con mucho futuro.

Más información: blog de Panoramio.

Sitio oficial: Panoramio.

Entradas relacionadas: GPS para la cámara fotográfica.

Actualización: me aclara Eduardo que «La novedad es que ahora al abrir Google Earth directamente, sin hacer nada, se ven las fotos de Panoramio encima de las imágenes de satélite (la Wikipedia también)». Servidor no lo había notado y sólo había visto el enlace en la página de Google Earth.

Google Earth beta 4 y Linux

Google EarthParece que por fin ya tenemos Google Earth para Linux. Suman al sistema operativo del pingüino aprovechando la salida de la beta 4 de esta aplicación para el escritorio que ya ha sido definida como un «geonavegador».

Google Earth fue sin duda uno de los productos software estrella de 2005. En este Google Earth 4 se empieza a notar la compra de SketchUp con imágenes de edificios en tres dimensiones. También hay bastantes más zonas del mundo con alta resolución y en muchas de ellas se integran las búsquedas locales, en España con datos de TPI, dentro de
Google Earth. El interfaz y la apariencia de la aplicación han sido renovados y, por supuesto, también se integran los anuncios asociados a las búsquedas locales.

Y luego tenemos que por fin ofrecen una versión para Linux (además de Windows y Mac OS en binario universal), algo anunciado hace casi un año y que confirma la apuesta de Google por Linux en el escritorio tras sacar Picassa hace cosa de un mes.

Un producto que ya era sensacional y que no para de mejorar, teniendo en los contenidos generados por los usuarios (30,000 desarrolladores según Google trabajan con el interfaz de programación de Google Earth y está SketchUp) su próxima vuelta de tuerca.

Sitio oficial, descargas: Google Earth.

Artículos relacionados:

El futuro de Google Earth y Linux

Google EarthMuy interesantes los comentarios de Lars Rasmussen, ingeniero del proyecto Google Maps en un seminario en Sydney acerca del futuro de Google Earth y de las aplicaciones complejas en el navegador. Para Rasmussen, los navegadores están ya preparados para ofrecer funcionalidades hasta ahora exclusivas para aplicaciones de escritorio y que en los años próximos asistiremos a la posibilidad de tener productos como Google Earth sin tener que instalar nada en nuestro equipo. Eso sí, sobre la posibilidad de un Google Office dijo no «ver nada en su bola de cristal, aunque hay más de 3000 personas trabajando para Google». Lo que sí confirmó es la esixtencia de un grupo de trabajo que está llevando Google Earth a Linux, cerrando la polémica que comentamos cuando salió este producto (Vía Computer World).

Google Earth es sin duda uno de los «hits» del año, una aplicación por la que todo el mundo pregunta y que casi todos nos hemos descargado, aunque sea para echarle un vistazo a sus sorprendentes prestaciones. Sin embargo, quien abre más posibilidades es Google Maps, sobre el que se están construyendo cientos de servicios ligados a la localización geográfica y con el que Google puede dar un zarpazo considerable al mercado publicitario integrando Google Local, su buscador basado en la posición geográfica.

Las aplicaciones vía web son una realidad como lo es GMail, ejemplo del éxito de este paradigma para construir servicios completos, multiplataforma y accesibles desde cualquier máquina conectada a la red. Nos esperan años con muchas sorpresas por este camino, aunque yo mantengo mis dudas acerca de si los navegadores actuales están preparados para actuar como base para ellas.

Enlaces relacionados:

Google Earth, Linux y FireFox

Google EarthCosas que pasan cuando una aplicación te deslumbra, que se dejan pasar otros aspectos. Ha pasado con Google Earth, una virguería técnica… para Windows. Como bien me ha indicado Roberto, ni hay versión para Linux ni se le espera. Incluso en Google afirman que habrá versión para MAC OS X, pero ni una palabra sobre Linux (véanse sus propias preguntas y respuestas al consultar por Linux). ¿Conclusión que cabe extraer? Pues que desde Google van a entender el escritorio desde una postura bastante pragmática. El parque de usuarios de Linux es ínfimo comparado con Windows y tanto Google Earth como Google Desktop sólo correrán en el sistema operativo de Microsoft.

Así movimientos como la salida de la Google toolbar para FireFox hay que leerlos no como un apoyo al software libre sino como un puro y simple posicionamiento en un navegador que ya ronda el 10% de la cuota de mercado.

Quizás esto es lo que cabría esperar de una compañía que cotiza en bolsa y ha de responder hacia sus accionistas, a pesar de que Google se nutre y utiliza gran cantidad de software libre. De hecho, lo que hacen desde Google no es sino ejercer la libertad que estas licencias le otorgan, cumpliéndolas escrupulósamente como hizo al liberar su reproductor de vídeo. Hay voces que ya plantean una modificación de la GPL (ya se anda preparando la GPL 3.0) de forma que obligue a grander empresas como Amazon y Google a dar un mayor apoyo al software libre que tan intensamente utilizan. Una reforma polémica (obligar a redistribuir un software GPL que se ha modificado sólo para uso propio) y que podría perjudicar a desarrolladores que prefirían que grandes empresas utilizaran sus programas en cualquier caso, con la amenaza latente de un fork en la licencia.

En cualquier caso, el escritorio Linux no acaba de despegar (hace poco Sun casi finiquitaba su Java Desktop System) y hechos como este no contribuyen precisamente a ello. Google «is not evil» pero tampoco el hada madrina del software libre que algunos, en algún momento, han creido ver.