La distancia entre la calidad de cámara de un móvil y la de una cámara compacta

Canon g1x mark 2 samsung s5

En Xataka, «Samsung Galaxy S5 y Canon G1X MKII frente a frente fotográficamente» hemos intentado hacer este ejercicio de comparar dos gamas altas: la del móvil con mejor cámara en lo que va de año y la de la compacta con mejores resultados:

Parece injusto hablar de manera negativa del Samsung Galaxy S5 cuando tenemos claro que es un smartphone. Hay que comentar que, aunque salga algo mal parado en la comparativa es muy posible que sea de los pocos terminales a día de hoy que pueda tener cierta igualdad en algunos resultados, mientras que la gran mayoría ni lleguen a olerlas. Por tanto, tengo que dar una buena puntuación al Galaxy S5 dentro del mercado con el que realmente lucha, pues como dije, consigue ciertos resultados que para muchos smartphones, o incluso ciertas compactas, en esta comparativa serían casi impensables.

Lo interesante es observar como en algunos contextos, la calidad ofrecida por el móvil empieza a acercarse a la de una cámara de 700 euros (que por otro lado es una pequeña maravilla)

Canon G1X Mark II y las compactas hacia la gama alta

Canon G1X Mark II

Hace un par de días pude tener un mano una G1X Mark II, la nueva compacta de gama alta de Canon que llegará al mercado en tres meses y se irá a los 900 euros.

Claro que con ese precio la mayoría de gente se echará a las manos a la cabeza puesto que, a fin de cuentas, la G1X Mark II es una compacta. Lo curioso es que es en esta gama alta donde tengan más recorrido, tanto como segundo cuerpo para profesionales como para aquellos amateurs con aspiraciones que priorizan la ligereza de equipo frente a cualquier otra consideración.

Y es que si eliminamos de la ecuación el disponer de ópticas intercambiables, una cámara como esta ofrece un sensor y un objetivo que pueden cubrir gran parte de las situaciones con igual rendimiento o superior de reflex o CSC de gamas de entrada y medio. Y eso pesando menos y siendo mucho menos aparatosa.

Servidor ha encontrado en las compactas de objetivos intercambiables su equilibrio entre rendimiento y facilidad de movimientos, de hecho si me planteo algo es volver a reflex por el vídeo de la Canon 70D, pero productos como esta Canon G1X Mark II o la RX100 de Sony merecen ser tenidos muy en cuenta.

Canon y las cámaras EVIL

Cámara digital Canon 60D

Una de fotografía de la mano de Canon y su aparente renuncia al mercado de las cámaras EVIL, en declaraciones de su dirección en Europa recogidas por Amateurphotographer.co.uk. La confianza ante las buenas ventas de sus cámaras reflex y la visión de que quienes están entrando en cámaras EVIL son quienes han fracasado en segmentos superiores, son los argumentos sobre la mesa… para lo que creo que es una muy mala decisión.

Si algo interesante está pasando en fotografía digital es, por un lado, lo relacionado con servicios para compartir fotos en movilidad y, por otro, con mejorar la «portabilidad» de cámaras con objetivos intercambiables. Son los Sony, Samsung, Olympus y Panasonic quienes están apostando por este hueco y a quienes va a conocer el usuario cuando se plantee si necesita de verdad una cámara reflex.

Relacionado: Una cámara digital Canon para cada tipo de usuario

Canon 600D, paso a paso de Canon en las reflex de inciación

Canon lo sigue poniendo difícil a quienes tenemos una reflex de iniciación como la 450 y pensamos a medio plazo actualizar el equipo. Acaban de sacar la Canon 600D, que viene a ser un pequeño paso más allá de la 550D. Como comentamos en «una cámara digital Canon para cada tipo de usuario«, el líder del sector parece más preocupado en tener una gama amplia entre las básicas de iniciación y las profesionales más que de hincar el diente a la nueva tendencia de las cámaras EVIL o renovar la gama mál alta.

Si tuviese que elegir hoy, estaría entre esta nueva 600D o la 550D (dependiendo de baja de precio de la segunda) o pensar en el siguiente escalón y tirar hacia la Canon 7D.

Una cámara digital Canon para cada tipo de usuario

Cámara digital Canon 60D

Con la salida al mercado de la Canon 60D, el fabricante de cámaras ha apostado por llenar un pequeño hueco en su oferta de cámaras digitales – entre las reflex de iniciación y las semiprofesionales – en lugar mejorar de forma importante alguna de las dos gamas. En Xataka, Javier habla de que «queda en tierra de nadie» y puede que tenga razón, en la relación «precio / prestaciones» no ser competitiva frente al resto de la oferta de Canon. Para quienes «somos canonistas» y nos planteamos nuevo equipo, unas reflexiones sobre el portafolio a partir de los posibles públicos objetivos:

Cámaras reflex de iniciación Canon

Quien se quiere iniciar en las reflex las dos opciones sobre la mesa más interesantes son la 500D y la 550D, con mejores prestaciones por parte de esta última. También están disponibles para adquirir la 1000D y la 450D (que es la que utiliza un servidor), como opciones más ajustadas en precio. Si la idea es precisamente entrar en el segmento de las reflex y empezar a iniciarse en la fotografía más allá del «encuadro y disparo en automático», cualquiera de ellas nos puede valer.

Aquí podemos ser conservadores y optar por la gama baja (servidor lleva años con una 450D y todavía me sobra cámara) o también partir de que en el sector fotográfico la segunda mano funciona relativamente bien y entrar por algo más alto a sabiendas de que más adelante podremos recuperar parte de la inversión. Sobre todo si queremos vídeo en alta definición, la Canon 550D es un modelo excelente (aquí, aunque haya móviles que también graben en alta definición, debemos tener en cuenta que la calidad de las ópticas no es la misma y con una reflex de este tipo y buenos objetivos podemos tener resultados alucinantes).

Subiendo de gama en cámaras Canon

Quien quiere subir de gama dentro de las reflex, porque tiene un modelo con prestaciones muy superadas (en mi caso el ruido cuando utilizo los «ISOs altos») es quien lo tiene más complicado a la hora de elegir. Hasta hace poco, para el salto a la gama «semiprofesional» Canon ofrecía únicamente la Canon 7D, un gran dispositivo al que muchos incluso le dan uso profesional. Sin embargo, la diferencia de precio hace que sea interesante plantearse otros escenarios. Si comparamos la Canon 550D y la 7D podemos concluir que la primera nos puede ofrecer un rendimiento de sobra para quienes no tenemos una vocación profesional en la fotografía y merece la pena invertir más en objetivos de calidad que en el cuerpo de la cámara.

Gran parte de la calidad del instrumento está en los objetivos y una 550D con buenas óptica que le acompañen pueden servir perfectamente a quienes tienen una reflex de iniciación y quieren dar un salto de calidad con el equipo. Aquí se posiciona también la Canon 60D, que tiene un precio algo más bajo que la 7D, pero sobre el papel no marca diferencias suficientes respecto a la 550D como para justificarlo.

Gama profesional de Canon

Quien se quiere a la gama profesional, generalmente buscando un sensor en la cámara «Full Frame». Más calidad óptica a cambio de más precio y más tamaño. Aquí la referencia actual para Canon es la Canon EOS 5D Mark II.

Cámara compacta como complemento de la reflex

Quien tiene una reflex, pero quiere una compacta de calidad para llevar siempre. El mercado de las compactas tiene el «aliento en la nuca» de los móviles, cada vez con mejores prestaciones para hacer fotografías, algo que comentamos cuando probamos el Nokia N8. Probablemente quienes más sufran esta situación son quienes fabrican modelos para el público general, segmento en el que uno acaba buscando «cámaras compactas que lo hagan todo«. Servidor siempre ha sido de «Lumix/Panasonic», con las «cámaras TZ» como referencia de buenas cámaras con controles manuales y buena calidad de vídeo.

Sin embargo, si hablamos de compactas para fotógrafos que las quieran como alternativa de batalla a sus reflex, este otoño veremos aparecer la S95 un modelo que viene a dar el relevo a la también excelente S90. Altas de precio para el público general que quiere sólo una compacta con la que funcionar en modos automáticos, estas cámaras de Canon resultan de lo mejorcito del mercado para quien tiene una reflex y además busca una cámara para llevar siempre encima.

Y todo esto a la espera del próximo Photokina 2010, en el que a pesar de que este artículo demuestra a las claras que servidor es «canonista», de quien más espero novedades es de Samsung, que está entrando paso a paso en sector y, como han hecho en otros relacionados con la electrónica de consumo, no van a parar hasta ser relevantes.