Google ha perdido 10% de cuota en buscadores en un año en Estados Unidos

Lo más llamativo de los datos de Mayo publicados por Compete sobre el mercado de buscadores en Estados Unidos es que ¡crece Yahoo!. De forma asombrosa, parece que la combinación de la marca Yahoo con el motor de Bing consigue convencer a los usuarios (más 0.5% respecto al mes de Abril) más que Microsoft con su propia marca (-0.1%).

Pero lo más interesante es comparar con hace un año, Google ha perdido 10% de cuota en buscadores en doce meses en Estados Unidos y eso sí que es un dato relevante. Cierto que la competencia puede haber estado «comprando usuarios«, yendo a pérdidas con tal de crecer algo, pero también es que parece que por fin hay competencia real en el mercado de las búsquedas.

Bing copiando a Google resulta una jugada muy buena para Microsoft

Bing

Muchos ya habréis sabido de la disputa entre Google y Microsoft. La primera denuncia que Bing, el buscador de la segunda, «copia los resultados» que ella genera a través de sus algoritmos. Microsoft se defiende sin negar la mayor y entre ambos Search Engine Land como testigo de la veracidad de la copia de resultados por parte de Bing.

Lo más curioso de este hecho, es que me da la impresión de que beneficia a Bing y a Microsoft. Primero porque comunica que un competidor tiene – de una manera que se puede discutir si lícita – la calidad de Google para muchas búsquedas; segundo porque aunque es señalado como culpable, Microsoft tiene la oportunidad de señalar con el dedo muchas prácticas de Google y que haya un debate sobre ellas: recolección de datos de Chrome y Android (MSFT lo hace de Explorer y Windows Phone), que Google tiene desde hace años la tendencia que siempre tuvo Microsoft (entrar en todos los sectores copiando ideas y compitiendo a fuerza de hacer valer su tamaño y su efecto red) y que esto es una cortina de humo porque Google está siendo investigado.

Lógicamente la lectura que hace uno es que Google tiene un argumento al poner sobre la mesa que esto viene a ser «externalizar el I+D» de la tecnología de búsqueda sin invertir un dólar, pero también que comunicar así está ayudando a reforzar que Bing importa y les preocupa mucho.

Facebook integrado en Bing, un nuevo paso en la alianza entre Facebook y Microsoft

Bing

La integración de Facebook en Bing es un paso más en una alianza que puede ser muy relevante entre el servicio de redes sociales y Microsoft. En este caso, anuncian como están dando pasos hacia la consecución de un Buscador social: lo que nuestros contactos marquen como que «les gusta», influirá en los resultados. Merece la pena volver sobre lo que ha hecho Google en lo que a búsquedas sociales se refiere: mientras que Bing y Facebook parten del «grafo social» de nuestros amigos partiendo de una masa de usuarios incomparable en la red y de valoraciones cualitativas (imprescindibles para un buscador), Google se tenía que buscar la vida para saber quienes son nuestros contactos «en la web abierta» y carece de criterios para cualificar lo que comparten.

Mucho más potente la propuesta de Facebook y Bing (que además es el motor de las búsquedas de Facebook) difícilmente imitable por parte de Google, que tiene dos opciones: seguir en la búsqueda de una estrategia en la web social tras sus repetidos intentos infructuosos o intentar aliarse con Twitter, que ya tiene su propio rol como buscador y vende datos a todos los actores del mercado. Por si esto fuera poco, la alianza entre Facebook y Microsoft va más allá, como muestra la integración total y completa en el nuevo Windows Phone 7 o que Facebook empuje Office Web Apps como método para compartir documentos. Al final, la inversión en Facebook por parte de Microsoft habrá que medirla no en tanto el retorno directo de la misma sino en la capacidad de conseguir acuerdos exclusivos de integración que pueden ayudar y mucho a empujar sus servicios.

Google le hace una gran campaña a Bing con su imagen de fondo

Bing

El equipo de Bing en Microsoft no habrá soñado con una campaña de marketing de este calibre en su vida. Google no sólo tomó su idea de poner una imagen de fondo en la página del buscador bajo activación del usuario, sino que al forzar durante un día (que finalmente han acortado por las críticas) la imagen para todos, han conseguido un efecto exponencialmente multiplicador del «han copiado esto de Bing«. Dar la marcha atrás ha sido la puntilla, han señalado a una gran parte de su base de usuarios donde pueden encontrar un buscador con foto nueva al día por si les había gustado la idea.

Relacionado: Bing, el buscador con que Microsoft no puede fallar

Pagar a los usuarios por utilizar tu buscador no funciona. Bing se carga Cashback

Live Sarch Cashback

Microsoft anuncia que liquida Cashback en Bing, el sistema por el que los usuarios podían cobrar por usar el buscador si acababan comprando a partir de su utilización. La idea era captar las búsquedas más golosas, las que están asociadas a una decisión de compra, pero el mensaje de Microsoft es claro, pagar a los usuarios por utilizar tu buscador no funciona y cierran Cashback en Bing por su escasa adopción.

Relacionado: Bing, el buscador con que Microsoft no puede fallar

La tentación del modelo Murdoch-Bing para los medios

Parece ser que en Microsoft se han tomado en serio el órdago de Murdoch a Google, y han decidido plantarle la oferta de pago por «exclusividad de indexación»: sólo Bing tendría como buscador enlaces a contenidos de News Corporation. De esta forma tenemos el debate sobre la mesa ¿deben priorizar los medios el tráfico que viene de Google respecto a los ingresos? ¿impactará en la cuota de mercado de buscadores el hecho de que Bing tenga el WSJ y Google no?. Como ya hemos hablado mucho del tema, sólo dos apuntes adicionales:

  • La dependencia de los medios de Google habría que ponderarla, tal como hablábamos: ¿cuánto tráfico llega desde buscadores? ¿cuánto stock de publicidad tengo sin vender y la tengo ocupada con relleno o autopromo? ¿cuántos visitantes desde Google convierto en usuarios habituales? Si al mirarlo con lupa tenemos que el tráfico de buscadores es del 30% y que el stock de publicidad no vendido está por encima del 50%, podemos concluir que el impacto a corto en ingresos será muy escaso; la última cifra (conversión de visitantes de buscador en lectores habituales) nos indicará el impacto a medio y largo plazo.
  • Es un movimiento que tiene sentido sólo si se realiza en bloque. Ya hemos tenido experiencias de medios que no han salido en Google – WSJ y El País en su época de pago – y en esos años Google creció como nunca. Sólo habría dos circunstancias que podrían hacer la situación diferente: que se saliesen los mejores en cada categoría y que estuviesen en otro buscador que fuese realmente nuevo. En ambos casos parece dudoso que vayamos a un escenario de este tipo, tenemos también la tentación de aprovechar las debilidades del modelo Murdoch-Bing está ahí: si WSJ sale de Google, los medios que compiten con él se repartirán gran parte del tráfico al que renuncia.
  • Los medios tienen que hacer algo, esto es ineludible: una reconversión a gran escala, un modelo con pago que funcione, convertirse en otra cosa…. pero la situación actual de ingresos de internet, costes de siempre es inviable. A la estrategia Murdoch-Bing hay quien la llama – como Enrique – «romper internet». No creo que sea tal: a cada medio se puede acceder a través de su URL, como siempre ha funcionado la web, lo que están decidiendo es qué intermediario aceptan o si quieren tener alguno. Esto es algo que Google siempre ha permitido vía robots.txt, bajo la saludable premisa a mi entender de que Google no es internet.

Data mining en Twitter para mejorar Google y Bing

TwitterTwitter estaría en conversaciones con Bing y Google para permitirles hacer data-mining con el repositorio de datos que alberga, según comentan en Allthingsd. El valor a priori de todos estos residiría en la capacidad de extraer de ellos información valiosa para mejorar los motores de búsqueda de Microsoft y Google: número de veces compartido un enlace, por quién (número de followers, perfil de usuario), número de «re-twits», número de veces que ha sido anotado como favorito un twit con enlace y por quién…

Ya hemos hablado algunas veces de Twitter como buscador y de las dificultades para plantear algo mínimamente competitivo en este sector, de entrada la dificultad para establecer una meritocracia más allá de «lo último dicho sale primero». Claro que eso no quita para que los datos que tienen tengan un cierto valor para mejorar un buscador ya existente, hay millones de usuarios compartiendo enlaces en twitter y Facebook, y los buscadores están obviando este tema al valorar sólo los enlaces que vienen de webs «normales». La buena noticia para Google es que Twitter parece dispuesto a vender esta ventaja competitiva, que no es tanta si pensamos que la mayoría de sus usuarios escribe en abierto y son datos accesibles para todos. En el lado de Twitter se podía leer que están alimentando a quienes están llamados a destronar, pero mi impresión es que a día de hoy el mercado de las búsquedas les queda algo lejos y, después de varios años e inversiones fuertes, ya va siendo hora de hacer caja a lo grande.

Yahoo se rinde en las búsquedas y adopta Bing

Yahoo MicrosoftEl acuerdo entre Microsoft y Yahoo tras tanto tiempo de culebrón se puede resumir en la derrota de Yahoo a manos de Google, de la que ha sacado provecho Microsoft para posicionarse como única alternativa con su Bing. Las bases del acuerdo (resumidas en Soitu), consisten en que Microsoft será el proveedor tecnológico para las búsquedas en los sitios de Yahoo y para la plataforma publicitaria con AdCenter. Yahoo se lleva del pacto la comercialización, primas en ingresos a corto plazo y el ahorro de costes de matar su tecnología de búsquedas y de publicidad en el buscador.

Yahoo ha puesto en marcha varias iniciativas realmente innovadoras en el sector de las búsquedas, como BOSS o Search Monkey, pero o no han dado resultado para aumentar la cuota de mercado suficiente o, directamente, no han creído lo suficiente en su propio proyecto y han tomado una decisión financieramente justificada, pero que supone su rendición en toda regla. Yahoo se queda su portal, algunos servicios brillantes como Flickr y una marca que volverá a devaluarse tanto o más que cuando integraron Google. Microsoft llega como siempre a los mercados que le interesan – en este caso especialmente tarde – y como explica Mariano, compra cuota de usuarios en búsquedas y refuerza su marca como única alternativa a Google.

No sé si Yahoo sobrevivirá a este pacto, si a largo plazo va a quedar como una especie de AOL (portal + correo + servicios de terceros), pero sí que se ha retirado de la liga de los grandes de internet, dejando de lado el gran negocio online, la publicidad en buscadores. Es posible incluso que la situación tampoco tuviese mucho arreglo desde aquél pecado original de adoptar la tecnología de Google, dando años de ventaja a la empresa de Page y Brinn. Cuando dieron marcha atrás era ya demasiado tarde como nos recuerda Versvs y han acabado condenados a repetirlo.

Hunch: inteligencia colectiva + personalización + ayuda en la toma de decisiones

Hunch pregunta

Hunch se encuentra ya abierto al público. Se postula y así lo analizamos por aquí como un un servicio basado en crowdsourcing para la toma de decisiones y es, ante todo, una apuesta muy innovadora aunque deudora de conceptos de Yahoo Answers y Wikipedia, los dos parientes más cercanos con los que podríamos relacionar el nuevo servicio de Caterina Fake. Como explicamos, la propuesta de uso de Hunch consiste en que respondiendo diez preguntas o menos, el sistema nos proponga un resultado concreto para cualquier dilema que le planteemos. Ahora mismo, tal como detallen en su Fact Sheet, está limitado a 2400 temas sobre los que te ofrecen ayuda.

Hunch es inteligencia colectiva + personalización + ayuda en la toma de decisiones. Lo interesante es que intentar descifrar con quién va a competir realmente ¿desplanzando al buscador a la hora de buscar consejo sobre decisiones importantes? (un movimiento parecido al que ha hecho Microsoft con Bing, aunque mucho más centrado en la recomendación), ¿a los servicios de preguntas y respuestas tradicionales tipo Yahoo Answers? ¿a los comparadores de precios? ¿Incluso a los media que hacen crítica / prescripción? Puede que con todos y con ninguno, mis sensaciones hasta ahora son que es una aplicación que me encanta como está planteada, con los mejores atributos de varios servicios que han marcado tendencia en la web, pero que hasta ahora me ha parecido más divertida qué útil.

Bing, el buscador con que Microsoft no puede fallar

Bing

Finalmente será Bing el nombre con el que Microsoft empieza una nueva etapa en las búsquedas en internet. Anunciado públicamente, será el 3 de Junio cuando se abra al público, aunque algunos ya han podido probar el proyecto conocido hasta ahora como Kumo y los primeros análisis ya están siendo publicados (interesante especialmente el de Danny Sullivan).

¿Qué nos vamos a encontrar en Bing? Microsoft – con buen criterio – ha decidido desmarcarse de Google en varios frentes, integrando productos que ya tenía desarrollados en su nuevo buscador. De entrada añade un elemento de categorías a los resultados (buscar un coche y agrupar resultados por críticas/revisiones, vídeos, sitios de venta, etc…) y también respuestas directas en algunas ocasiones a preguntas, ambos elementos procedentes de Powerset; integra también un buscador de viajes dentro de Bing, gracias a la tecnología de Farecast; mantiene la aparición de cupones descuentos en los resultados con su programa Cashback… en definitiva, nada especialmente revolucionario, pero al menos con elementos diferenciales respecto a lo que ofrece Google. Un factor a considerar es que Bing se ha creado bajo la filosofía de «dar respuestas es mejor que llevar a resultados», algo que Google ya venía haciendo (por ejemplo, el tiempo o la cartelera), y que Bing lleva un paso más allá (ver los vídeos desde los resultados, precios de productos).

Las primeras críticas sobre Bing no son ni negativas, pero tampoco muy entusiastas. Hace mucho que se desea y se busca una alternativa a Google (el hype de Cuil vino por eso), lo que se añade a la necesidad de Microsoft de no fallar con este buscador, llevan demasiados años perdiendo dinero en internet y siendo un actor muy secundario en el mercado que se revelado como el más rentable de la red. Habrá que probar Bing, más allá de que sea Microsoft quien lo ha creado – parece difícil que en búsquedas fuese a aparecer un actor sin el músculo de gigantes como él – los buscadores tienen mucho camino por delante para mejorar. Google en los últimos tiempos parece más enfocado a aplicaciones, a la nube y al móvil… seguro que viene bien algo de competencia.

Más información en discoverbing