El adiós de Andy Rubin y la nueva etapa para Android

Galaxy S4 de Samsung

No comentamos por aquí la despedida de Andy Rubin de Google, donde dirigía el destino de Android, pero hoy creo que merecía la pena compartir el artículo de Splatf analizándolo.

No hace sino recuperar las paradojas alrededor de Android: no ha transformado los actores y procesos (nada de aquello de móviles gratis con publicidad que profetizaba Schmidt), no es un negocio para Google sino para Samsung y cía y tampoco parece claro que Google tenga el poder y control (véase pieza de Benedict Evants sobre el crecimiento de los Android «no Google»).

Con este escenario Dan Frommer apunta a que lo razonable es esperar un cambio por parte de Google (cerrar Android, ir a por el hardware con Motorola) y que ese golpe de timón es lo que ha provocado la salida de Rubin. Justo el punto contrario al que comentamos hace poco en el que el valor para Google estaría en el largo plazo.

Interesante especulación que, en todo caso, vamos a ver despejada en los próximos meses cuando el nuevo director de Android empiece a tomar decisiones.