Microsoft, la compra de RIM y las Blackberry

Blackberry Bold

El descalabro en bolsa de muchas compañías tecnológicas puede desembocar en compras «a buen precio» de alguna de ellas. Microsoft tras el fiasco de la compra de Yahoo sigue al acecho de alguna presa y los rumores vuelve ahora a RIM, a la que ya se situó en el punto de mira de Redmond el pasado verano. Las acciones de la creadora de las Blackberry han pasado de 150 dólares a poco más de 50 en apenas unos meses.

En el sector móvil, Microsoft tiene su propio sistema operativo cuya última versión – Windows Mobile 7 – viene con retraso y puede quedar fácilmente desfasado ante los lanzamientos de Android e iPhone. Ante el escaso crecimiento de cuota de mercado de WM y sus problemas para conseguir evolucionar hacia una mejor experiencia de usuario, Microsoft compró Danger, los fabricantes de los Sidekicks, esos smartphones que salieron con T-Mobile.

Las Blackberrys son un bocado muy jugoso y, en mi opinión, con mucho más sentido que una fusión con Yahoo. A pesar del solape con la propia plataforma móvil, para Microsoft sería un enorme refuerzo en el correo corporativo y la entrada en el mercado de dispositivos. Este último punto es estratégico, supone sumarse a la tendencia de «controlar la experiencia completa del usuario» y no estar a expensas de que terceros como HTC con su Touch o Sony con Xperia apuesten por tu sistema y articulen una nueva capa de presentación sobre el mismo. Otra razón más, cada vez se está convirtiendo en estratégico el control del dispositivo y su sistema para impulsar los servicios propios en el internet móvil: iPhone, Android y los móviles de Nokia son un ejemplo de ello. Económicamente, a corto plazo les podría interesan más crecer la división de internet, a largo el situarse en el móvil es una apuesta estratégica.

Más allá de valoraciones del tipo «Microsoft se va a cargar las Blackberry» (dudo mucho que cambien el rumbo de una compañía que tan bien lo viene haciendo), creo que la confirmación del interés de compra es una invitación al optimismo: refleja la visión de cierto optimismo y de que la valoración actual hundida de las empresas es excesiva.

Más información en Electronista.

Relacionado: Blackberry Bold con HSDPA.

Los comentarios están cerrados.