DVD Jon y la ingeniería inversa del DRM de Apple

AppleNo es la primera vez que “DVD Jon” se enfrenta al DRM de Apple. Ya lo hizo con aquello de PyMusique, que era una aplicación autónoma, escrita en Python, con la que acceder a iTunes y todas sus funcionalidades, incluida de la volver a descargarte canciones que ya hayas comprado, aunque ahora totalmente libres de restricciones. Más tarde fue fichado por Michael Robertson para el proyecto Oboe de Mp3tunes, que hace bien poco volvió a ser noticia (Oboe Free, almacenamiento y streaming de música).

Ahora el enfrentamiento entre DVD Jon y el esquema de administración de derecho digitales de Apple (el sistema Fairplay) vuelven a vérselas, cuentan en Gigaom). Pero esta vez la lucha tiene elementos inesperados: no se trata de realizar la ingeniería inversa del DRM de Apple para ofrecer la compatibilidad en sistemas no soportados (equipos con Linux, cualquier reproductor MPe que no sea iPod) sino que la idea es replicar el mecanismo de la compañía de la manzana y ofrecérselo a otras empresas.

Ojo a la jugada porque tiene su miga. Tienes una tienda de música online y decides que vendes con DRM ¿qué posibilidades tienes? Pues puedes escoger el de Microsoft (lo que hacen casi todas), optar por alguno minoritario como el de Real (un suicidio)… pero no puedes adquirir una licencia para usar el Fairplay de Apple, luego tus contenidos (a no ser que renuncies al DRM y vendas en MP3) no se podrán escuchar en iPod ni ver en el futuro iTv.

¿Viola la ley? Pues así a bote pronto… ¡está añadiendo DRM a contenidos, no saltándoselo! De hecho, es lo mismo que ya hizo hace tiempo Real con Harmony.

IPodAl margen del “cambio de bando” del amigo Jon Johansen y de que los abogados de Apple van a tener mucho trabajo, el punto interesante es que ofrezca la posibilidad de reproducir contenidos comprados en iTunes a otros reproductores. Muchas veces me he quejado de que la fórmula “iTunes – iPod” es perjudicial para el usuario y viola las leyes del mercado. Para empezar para el propio usuario de iPod que sólo puede comprar en una tienda, iTunes (o en aquellas que no ponen DRM) y viceversa. La propuesta de Jon rompe ese círculo vicioso, pero no por donde uno desearía (contenidos sin limitaciones) sino por la reventa de DRM vía ingeniería inversa.

En definitiva, este movimiento podría hacer lo que Apple no se atreve. Jugar a fabricante hardware por un lado (iPod frente al resto en igualdad de condiciones, iTunes compatibles) y a vendedor de contenidos (pudiendo vender para todos los reproductores)

Los comentarios están cerrados.