Leer en papel, leer en digital

Banville Marlowe en papel

En The Guardian apuntan a que empieza a haber estudios que afirman “los lectores absorben menos cuando leen con Kindle o tablet que cuando leen en papel”

El estudio, presentado en Italia en una conferencia el mes pasado y listo para ser publicado, dio a 50 lectores el mismo cuento de Elizabeth George. La mitad leyó la historia de 28 páginas en un Kindle y la otra mitad de un libro de bolsillo, para comprobar luego con los lectores aspectos de la historia incluyendo objetos, personajes y escenarios.

Anne Mangen de la Universidad de Noruega de Stavanger, investigadora principal del estudio, pensaba que podrían “encontrar las diferencias en la inmersión facilitada por el dispositivo, en las respuestas emocionales” a la historia. Sus predicciones se basaron en un estudio anterior comparando la lectura de un cuento en el papel y en el iPad. “En este estudio, encontramos que los lectores de papel sí resultaron con un rendimiento más alto en las medidas que tienen que ver con la empatía, la inmersión, y la coherencia narrativa, que los lectores del iPad”, dijo Mangen.

Pero en cambio, en el caso del Kindle, el rendimiento fue muy similar, excepto cuando se trataba de la sincronización de los eventos en la historia. “Los lectores de Kindle ofrecen un desempeño significativamente peor en la medida reconstrucción parcela, es decir, cuando se les pidió colocar 14 eventos en el orden correcto.”

Por la ley de pequeños números me la impresión de que la evidencia con estas muestras es aún muy débil. El caso es que, al menos de entrada, parece que hay espacio para cuestionarse si el dispositivo y la experiencia que ofrece impactan en la capacidad comprensiva. Quizás sea porque este verano he vuelto al papel disfrutando mucho de la lectura que estoy abierto a este tipo de cuestionamientos.

Por cierto, relacionado: Por qué deberías plantearte tomar los apuntes escribiendo a mano y no con el portátil

“En el sector editorial se consideraba a Amazon un juguetito”

Kindle paperwhite

Gran pieza en NYT sobre Amazon y su posición de negociación con autores y editores, con la disputa con Hachette de fondo.

Dos citas a destacar de un artículo que merece ser leído entero:

“Me siento como si estuviéramos viendo un cambio en el paradigma de la edición ante nuestros propios ojos”

“En los últimos cinco años, ni un solo autor vino a quejarse de no poder encontrar sus libros en una tienda física. Ahí no es donde está ya la acción”.

Y es por esto último – sumaría la alegría de Vincent Zandri como autor – por lo que Amazon tiene las de ganar si ningún regulador interviene.

En 2010, Un día las editoriales se pueden despertar y descubrir que Amazon es el gran editor global. Por cierto, que pregunté al VP de Amazon Diego Piacentini al respecto en entrevista reciente.

Y el mejor lector de libros electrónicos sigue siendo…

Kindle PaperWhite 2013

Kindle Paperwhite. Hoy publico el análisis en Xataka de la nueva versión 2013 y, a pesar de que no hay cambios de calado, sí que hay una mejora incremental que lo afianza como mejor lector de libros electrónicos.

Donde más he notado el cambio son en pequeños detalles de usabilidad que mejoran la experiencia de lectura: la posibilidad de saltar a otras partes del texto sin perder el punto de lectura o la mejor integración del diccionario son dos ejemplos. En el hardware, la pantalla sigue siendo magnífica (salva el pequeño problema de distribución no uniforme de la luz de la versión anterior) y, aunque Amazon habla de mejoras, me ha resultado complicado notar el aumento de fluidez puesto que el Kindle Paperwhite original ya carecía de “lags”.

El estrecho espacio para la competencia en el libro electrónico

La excelencia de Amazon con Kindle nos devuelve al debate de la competencia en el libro electrónico. Recientemente Casa del libro y El Corte Inglés firmaban una alianza para compartir plataforma Tagus de los primeros. Es un buen paso para enfocarse en ofrecer una buena experiencia, pero acaba 2013 y sigo manteniendo dos elementos clave en este debate: quien no haga “hierro” no va a liderar el libro electrónico (el diseño y desarrollo de dispositivos debería pasar a ser clave para ECI y Casa del Libro) y la categoría oscila entre monopolio y oligopolio, algo que esta alianza reafirma.

El Paperwhite está en Amazon a 129 euros la versión Wifi y es, creo que con bastante claridad, la mejor opción en calidad/precio del sector.

Jobs, News Corp, Amazon y la negociación por el precio del libro electrónico

Steve Jobs joven

Apple afronta una investigación por fijación del precio de los libros electrónicos y eso ha permitido que correos entre Jobs y representantes de News Corp sobre el precio del libro electrónico se hayan hecho públicos. Se pueden leer en Quartz y destacaría algunos puntos de Jobs que merece la pena subrayar:

El actual modelo de negocio de empresas como Amazon que distribuyen ebooks por debajo de precio de coste o sin obtener una ganancia razonable no es sostenible por mucho tiempo. Con el ebook convertido en un negocio más grande los distribuidores tendrán que hacer por lo menos un pequeño beneficio y usted querrá esto también para que inviertan en el futuro de la empresa con la infraestructura , la comercialización, etc

Si quita sus libros de Amazon sin una forma de que los clientes puedan comprar sus libros electrónicos , entonces los robarán. Este será el comienzo de la piratería y una vez haya comenzado no habrá forma de detenerla . Confíe en mí , he visto esto suceder ya con mis propios ojos

La argumentación de Jobs – mejor leer los correos completos – contundente, de hecho ganó la negociación y News Corp aceptó sus condiciones

Dos historias relacionadas: ¿Quién tiene el poder en el precio del libro electrónico?, El precio del libro electrónico en la lucha Amazon frente a MacMillan

¿Cuál es el mejor precio para mi libro autoeditado?

smashwords y precios de libros digitales autoeditados

Uno de los trabajos que queda en el autor de libros que se edita a si mismo es el de fijar precio. En SmashWords comparten algunos números bastante interesantes para el mercado USA: la mayoría de autores elige 2.99 dólares pero de media los que eligen 3.99 dólares son los que más venden (superados en descargas sólo por los que dan el libro gratis) y quienes tienen más beneficios que con cualquier otro precio.

Claro que tendría en cuenta el sesgo que supone su mercado (en España y latinoamérica somos más sensibles y barrunto que el mismo estudio apuntaría más bajo como precio óptimo) y que en el precio hay varios factores interesantes: primero es posible que los mejores autores sean conscientes de ello y suban los precios de las obras que realmente son más atractivas, segundo que influya un efecto comparador (veo muchas más baratas pero las asocio a menos calidad, pero también tengo la expectativa de precio menor que libro físico) que se modificaría si la mayoría de libros autoeditados subiese de pronto de precio.

Relacionado: Editoriales y tiendas de libros ante el espejo de la industria de la música

Amazon con Kindle para “leer más tarde”

Ya era posible enviar artículos a Kindle mientras uno navegaba por la web mediante “bookmarklets” de terceros (a mi me gusta mucho el de Readability), ahora Amazon anuncia botón oficial integrable en webs para “leer más tarde en Kindle”.

Es una de las funcionalidades que más valoro a día de hoy, poder coger esas “lecturas largas” y salvarlas del ritmo de la web con sus interrupciones y su urgencia. En mi caso creo que seguiré con Pocket por tres razones: me gusta separar libros de artículos a la hora de “me pongo a leer”, se integra con IFTTT lo que me permite programar más cosas para esos artículos y, por último, me gusta diversificar entre proveedores.

En todo caso, es gran noticia para plataformas que no tienen cliente nativo de Pocket (las últimas de Windows Phone y Windows 8 si no recuerdo mal, Blackberry 10) y con Kindle ya tienen una excelente aplicación para “leer más tarde”.

Kindle básico reventando precios y stock de Paperwhite

Kindle paperwhite

Amazon sigue reventando los precios del hardware, esta vez con una oferta de un día del Kindle básico a 60 euros, una rebaja de 20 respecto al habitual, que ya hacía de Kindle el mejor lector de libros electrónicos en calidad/precio

Aprovecho también para recordar que hace días que tienen stock del Kindle Paperwhite, que me encantó como ya expliqué en mi análisis y que recomiendo sobre todo para todos aquellos que vayan a hacer un uso intensivo de anotaciones y de compartir fragmentos.

Alquiler de libros o tarifa plana como modelo digital

Comentan en Engadget que Amazon está probando en Estados Unidos la opción de alquilar libros digitales y cobrar en función del tiempo que se mantengan accesibles mediante su sistema de control sobre lo que puedes leer basado en DRM. Ya lo planteó hace un par de años para libros de texto, pero esta vez aplicaría también a todo tipo de obras.

Por aquí hemos reflexionado varias veces sobre la tolerancia al DRM en el libro y sobre su no conveniencia para la educación, pero también que el modo en que consumimos libros hace que puede ser que aceptemos mejor el DRM ahí que en otro tipo de contenidos.

En todo caso, ahora mismo estamos en la etapa de “digitalización” de la industria del libro pero todavía no en el de su transformación en la convergencia con internet. Mi duda es, cuando esta llegue, qué tipo de propuesta se va a imponer: hay quienes llevan tiempo apostando por la tarifa plana (24 symbols), que parece conveniente para lectores muy intensivos que quieran predecir exactamente el gasto; Amazon parece apuntar mucho más al alquiler, que encaja en el patrón de lectura de la mayoría de libros: leo y ya no vuelvo a él, o lo uso como herramienta durante unos meses.

A bote pronto, casi diría que me encaja más el segundo si no trajera consigo todas las pegas de las tecnologías DRM: control de qué se lee y desde donde, “locking” de proveedor, dependencia tecnológica. Eso sí, al menos se le llamaría como lo que es y no como ahora, que llaman “comprar un libro” a algo que sólo es “conseguir permiso para acceder y leer un libro en determinadas circunstancias”.

DRM en la música, DRM en el libro electrónico

En Ars Technica preguntan y se preguntan por el hecho de que si bien el DRM en la música parece ya un episodio pasado cuando hablamos de compra (que no cuando hablamos de música como servicio), en los libros electrónicos permanece y, es más, no hay un debate fuerte sobre el tema.

Es un aspecto que hemos comentado mucho por aquí, mi impresión ha sido siempre que las protecciones anticopia iban a ser mejor toleradas en el libro por el tipo de “consumo” que hacemos del mismo: generalmente leemos una vez y listo, frente a la música, en la que volvemos una y otra vez a las mismas canciones. Si a eso sumamos que Amazon ha solventado bien la incompatibilidad por diseño que introduce el DRM desarrollando clientes para cada casi plataforma (todas de facto al haber uno web), tenemos que los efectos para el usuario no son tan inmediatos como era comprar una canción en iTunes hace años y ver que no funcionaba en un teléfono que no fuese iPhone.

Recupero tres piezas al respecto: Editores de libros: el DRM no es vuestro amigo, De la cultura del acceso en música al DRM en los libros digitales y Toleramos el DRM en libro hasta que…

Análisis del Kindle Paperwhite

Kindle paperwhite

Hoy publico en Xataka un análisis del Kindle Paperwhite, intentando enfocarme en los casos de uso más habituales en lectores de libros electrónicos – leer y pasar página – pero también en dos hábitos que la lectura en formato digital también aborda: la anotación y adición de comentarios por un lado, el compartir y comentar fragmentos de forma pública.

Tanto en calidad de pantalla como en respuesta táctil, el nuevo lector de Amazon funciona de forma sobresaliente y me temo que no hay otro conclusión posible que no sea que Kindle Paperwhite es el mejor lector de libros electrónicos que hay en el mercado. Si una objeción le puedo hacer es que hace inútil la “cosa” que más entrañable me ha parecido de toda la explosión del libro electrónico, la funda de cuero con luz incorporada

Más información y compra en la página oficial en Amazon.es