Blogueros gratis, blogueros de pago

Intenso y apasionante debate a partir de la participación de Montserrat Domínguez en las jornadas de blogs y medios – por cierto, una de las citas más estimulantes del saturado panorama nacional de eventos – en las que, básicamente, ha defendido el modelo del Huffington Post

Es posible que, a pesar de tener muchas tablas en la radio, la forma de comunicar esto no haya sido muy afortunada para sus intereses, pero tiene bastante razón, a pesar de la explosión de críticas que ha suscitado por parte de gran cantidad de periodistas.

Bienvenidos a internet en 2012

Resulta un poco raro después de años de blogs, foros, twitter, youtubes y flickrs tener que explicar que en internet van a convivir los contenidos gratuitos, los profesionales y los de bajo coste. Esto es así, tan ineludible como que podemos compartir ficheros o como que la gente se pasa fotos de gatos. La decisión de los medios en este momento es similar a la que tuvieron que hacer varios años atrás con “la conversación”, tenerlos dentro o dejar que se desarrollen fuera.

Entonces tenían que pensar si, ya que había conversación sobre los contenidos, apostaban por tener parte de ella en su plataforma añadiendo comentarios o no; ahora la decisión gira en torno si van a tener un modelo de redacción puramente profesional o intentarán aglutinar también parte de los contenidos gratis que se crean.

El modelo Huffington Post es muy agresivo: redacción muy corta que además hace mucho contenido derivado – no estoy seguro de si el punto de la versión española que nace de la mano de Prisa será así – pero en realidad es algo que ya está sucediendo: grandes medios y pequeños medios que no sólo están abiertos a colaboraciones gratuitas sino que las buscan proactivamente.

No todo el mundo quiere ser periodista

De nuevo, años y años de blogs y hay un sector del periodismo que se resiste a creer que no todo el mundo quiere ser periodista. Ejemplo

Las dos alternativas son escribir a sueldo (profesional) o crear un medio (profesional y emprendedor), cuando lo que tenemos en la blogosfera es un fenomenal caldo de cultivo de profesionales que busca escribir, que les lean y obtener visibilidad y posicionamiento. Si mañana a un servidor le proponen escribir una colaboración en un medio con una audiencia a la que habitualmente no llego y que me ayuda en tener esa visibilidad, para mi es un trato perfecto: no quiero ser periodista ni necesito que ellos me vengan a salvar de la explotación con ese especial paternalismo.

Los demás se tienen que adaptar, nosotros no

Invito a leer este post del Descodificador cambiando “escribir gratis” por “hacer fotos gratis” o “música gratis”… lo que resulta es el discurso habitual de cuando llega la integración internet a una industria y quienes trabajan – con buena lógica – defienden el modelo que ha sido siempre, faltaría más.

Porque claro, está muy bien ir a otras industrias – la música, el libro, el comercio, etc… – y decirles que se tienen que adaptar, que si la gente comparte o si crea contenidos gratis, pues que busque otras vías. Pero ojo, cuando internet viene a transformar mi sector que nadie lo toque, porque entonces saco los puestos de trabajo o que de ello “depende la democracia”.

¿Es bloguear un trabajo? Pues puede que sí o puede que no. Cuando lo hace un profesional o alguien que quiere vivir de los contenidos, sí; en mi opinión, cuando lo hace alguien para los que el blog es un medio, pues no. Una distinción sencilla a la que además añadiría un matiz de desacuerdo con mi socio Julio Alonso

No pienso que “bloguear sea un trabajo” siempre (de hecho la mayoría de las veces no lo es), pero es que además, en el caso de lo que sea, se convierta en patente de corso para exigir el derecho a ganar dinero. Exactamente como los “artistas” que, erre que erre, entonan la cantinela de que “tienen derecho a cobrar por su trabajo”. No, a lo que tienen derecho es a intentar ganar dinero con su trabajo que es algo bien distinto.

Huffington Post y el mundo de los blogs personales

No se si va a funcionar la versión española del Huffington Post – de hecho quien creo que lo está haciendo mejor en un modelo mixto de medio tradicional, blogs de pago y blogs gratuitos es El País – pero sí creo que entramos en una nueva etapa del blog como herramienta de expresión y marca personal.

Hasta ahora el blog personal era la mejor vía para posicionarse como experto en una materia, con este cambio de tercio, los medios – los viejos o los nuevos, por mi parte fantástico que alguien quiera colaborar en Weblogs SL como firma invitada – van a competir con ella con dos valores sobre la mesa: la visibilidad adicional por concentración de audiencia y la “transmisión de marca” (algo que El País tiene y Huffington Post no, algún día alguien en Prisa debería explicar por qué los dos están compitiendo en captación de talento ahora mismo).

En cualquier caso, para los medios con una crisis galopante en la que se agotan los ingresos del papel mientras que sufren y mucho para acercarse a la rentabilidad online – todavía no conseguida, ojo, ni de lejos – la decisión es si van a albergar parte de los contenidos generados gratuitamente o van a dejar que estos alimenten a Blogger, WordPress y Twitter, contra los que veo pocas críticas. Por cierto, no deja de ser una situación irónica: periodistas que alimentan twitter con sus contenidos, entre los que están el denunciar que hay gente que bloguea en medios gratis, mientras Twitter consigue buenos ingresos con las aportaciones de todos.

Para el profesional de los contenidos queda una vía: la excelencia, el refuerzo de la marca personal y tener una comunidad de seguidores que serán las tres variables que justificarán que sea un profesional que viva de los contenidos que produce. No creo que haya otros caminos, quejarse en twitter de que hay y habrá gente que escriba gratis no va a parar como internet está cambiando la industria de los contenidos.

PS: Jesús Gordillo y Versvs han escrito sobre ello y añado un par de disclaimers, soy socio y fundador de Weblogs sL, que compite con Huffington Post en audiencia y captación de inversión publicitaria y me encantan y defiendo que haya periódicos y grandes medios.

23 comentarios en “Blogueros gratis, blogueros de pago

  1. robar.
    (Del lat. vulg. *raubare, y este del germ. *raubôn, saquear, arrebatar; cf. a. al. ant. roubôn, al. rauben, ingl. reave).
    1. tr. Quitar o tomar para sí con violencia o con fuerza lo ajeno.
    2. tr. Tomar para sí lo ajeno, o hurtar de cualquier modo que sea.

  2. Aquí no se roba a nadie!

    La mayoría de informaciones que se cuelgan en blogs, son fruto de opiniones y experiencias de los autores que como los “periodistas” dan su versión sobre unos hechos.

    Mayoritariamente la blogosfera acostumbra a citar sus fuentes precisamente para que ese trabajo del que te estas quejando que se roba pueda ser contrastado con nuestra opinión.

    Sigo pensando que en este país es más fácil protestar que pensar como salir adelante cuando tu trabajo se ve afectado…

    Finalmente quería dar notoriedad a las palabras del autor del post, volumen frente a contenidos de pago, ese es el camino amigo mío…. así que menos quejarse y a trabajar más y mejor.

  3. Hola Tlacotalpan,

    no veo contradicción ninguna entre lo que dices y lo que yo sostengo, no abogo por la muerte del periodismo, sólo digo que los medios tiene que elegir si albergan parte de este contenido gratis o no, porque es inevitable que lo haya.

    Respecto a la parte de que el contenido será muy malo… pues muy bien, la gente no lo leerá y fracasará, fin del proyecto. Todo el mundo irá leyendo a medios hechos exclusivamente por profesionales periodistas, es una oportunidad para quienes apuestan por este modelo: montar medios bajo esa premisa y listo. Aquí creo que no tiene sentido discutir, si es como dices, caerá por su propio peso

    En cuanto a que el medio va a ganar dinero, pues los bloggers ya lo saben. Como comentaba a Chiqui más arriba, bajo esa premisa todos a cerrar Twitter, por mucho valor o utilidad que nos genere, no permitamos que gane dinero con contenidos nuestros

  4. Ojo, hay una diferencia radical. WordPress no pone publicidad en mi sitio y yo si puedo ponerlo por mi cuenta. O sea, en modelo WordPress yo me beneficio y en el modelo HP no. No es ya que el otro se beneficie y yo también. Y lo q dices del modelo blogger, es eso: admite publi q yo ponga. El modelo HP ellos ponen la suya

  5. Llego tarde, pero como de costumbre, difícil expresarlo mejor Antonio, genial post valorando esa decisión de la versión española de The Huffington Post que personalmente respeto pero no comparto.

    El problema es que por meter la cabeza en un medio con cierta relevancia probablemente los periodistas o aspirantes querrán llenar CV y no les importará no cobrar. La crisis está también ayudando a que esta filosofía parezca tener más sentido, pero pienso como Jordi Pérez, al que menciona el tweet de @jldevicente.

    Para escribir gratis, prefiero fundar mi propio medio y nutrirlo. Pero entiendo a aquellos que tratan de ganarse las castañas de futuro y quieren ir ganando galones. Eso sí: ya puestos, colaboraría en The HuffPo, pero montaría también mi propio blog. Y probablemente haría crosslinking: ya que no me pagan, por lo menos sacaría algo de partido a la situación, si puedo (supongo que en la versión española no tendrán la cara de pedir a la gente exclusividad encima de no pagar).

  6. Muy de acuerdo con el comentario anónimo anterior. Y los conceptos están más que peligrosos.
    En primer lugar el periodismo no se trata de ir a una manifestación tomar una foto y decir lo que uno opina. Los periódicos, que no el periodismo, están yendo por el peligroso camino de opinodetodo. No lanzan nuevas informaciones, no hay contrastación de fuentes… se está creando una blogosfera que da una visión poliédrica pero menos real que el periodismo. El abuso de la opinión sobre los verdaderos hechos, que requieren de ética y mucho trabajo periodístico (horas y horas) no está al alcance de la mayoría de la población simplemente por cuestión de tiempo. No vas a decir 8 horas al día a investigar el porqué no se pone un parque en tu barrio. Por no olvidar que gran parte de la población española no es capaz de escribir bien. Pobre vocabulario, abuso de subordinadas, fallos gramaticales…y no saber como estructurar un discurso.
    Y por otro lado tenemos la empresa. Está bien, el bloguero no cobra. ¿Y la corporación? Esa plusvalía que va a sacar es criminal. ¿Va a vivir Monserrat del aire o ella si va a cobrar?¿no le va a dar visibilidad ser jefa de este impronunciable periódico? Es muy triste que los propios periodistas entren en el juego y lo justifiquen. Si estamos así, nos derrumbamos. Al final vamos a crear una red llena de basura, de contenido estúpido y vacío. Webasura, se podría llamar. El problema al final son los contenidos, nadie pagaría por textos ripios. Letras libres o Gatopardo en edición escrita, Orsai o Jotdown en internet deberían ser las referencias, y no un blog explotador.

  7. Bueno, no se si te sigo en lo de robar, a lo que me refiero es que ahora mismo hay dos caminos para los medios: cosechar una audiencia valiosa en número y perfil como para ser un soporte publicitario atractivo o convencer a la gente de que pague por los contenidos

    y no creo que la prensa tenga un problema con las copias (si es a lo que te refieres con robar), creo que lo tiene con que hay mucho contenido que otros medios y no medios producen para distribuirlo gratis

  8. Todo me ha parecido razonable hasta que he llegado aquí: “Exactamente como los “artistas” que, erre que erre, entonan la cantinela de que “tienen derecho a cobrar por su trabajo”. No, a lo que tienen derecho es a intentar ganar dinero con su trabajo que es algo bien distinto”.
    De manera que el derecho que nos ampara es a trabajar y a “intentar” que, después de que personas sentadas en su casa nos roben el fruto de nuestro trabajo, aún nos quede algo para poder comer. Genial.

  9. WordPress no tiene publi cuando te bajas el código y lo instalas en tu servidor. Cuando usas el .com sí que mete publi

    http://en.wordpress.com/features/ Advertising

    To support the service we may occasionally show ads on your blog, however we do this very rarely. You can remove ads from your blog for a low yearly fee. We also have an option for high traffic blogs to show their own ads.

    Vamos, que sí, que mete anuncios (y de forma más habitual de la que dicen)

Los comentarios están cerrados.