Análisis de las mejores cámaras compactas sin espejo con objetivos intercambiables del 2012

Sony Nex 6

Semana en Xataka en la que hemos cerrado el análisis de dos de las cámaras compactas sin espejo del año. Así hemos revisado la Eos M de Canon y la ganadora a la mejor de 2012 en su categoría, la Nex 6 de Sony, que a día de hoy es mi predilecta en la “lista de deseos de cacharros fotográficos”.

En la categoría de “cámara sin espejo de objetivos intercambiables” tenemos un escenario en el que los tradicionalmente mejor situados en reflex y compactas (Canon, Nikon, aunque en compactas yo no diría que está el escenario tan claro con el buen momento de Sony y Panasonic) están viendo como otras marcas siguen manteniendo una ventaja patente en producto. Así también merece echar un vistazo a lo que están haciendo Panasonic y Olympus, con dos cámaras en 2012 que merecen mucho la pena (más incluso que la Eos M) como es el caso de la OM-D E-M5 y la Lumix G5

Para completar miraría también la Nikon 1 J2 (que todavía no hemos podido mirar pero que en los análisis de los medios anglosajones sigue manteniendo el nivel discreto de Nikon en compactas sin espejo) y el análisis de la NX1000 de Samsung, que tiene muy buen diseño y apunta a que, si bien Samsung todavía no está en el nivel de Sony o Panasonic en la categoría, cada vez están mejorando más.

2 respuestas en “Análisis de las mejores cámaras compactas sin espejo con objetivos intercambiables del 2012

  1. jo_mateix

    En CSC hoy por hoy las camaras a considerar son panasonic, olympus y sony (no necesariamente en ese orden), con el permiso de fuji y por supuesto leica, ambas en otra liga.

    Canon y nikon no se atreven aun a nada que pueda competir con su parte del pastel en dslr y donde otros son fuertes, cosa pasara antes de lo que muchos piensan.

  2. jo_mateix

    Respecto a las camaras mencionadas, personalmente pienso que las nex son excelentes, pero a la que les pones segun que objetivos el tamaño del conjunto se dispara debido al tamaño del sensor. Las m4/3 sacrifican ‘algo’ de calidad pero el conjunto es mas equilabrado cuando te sales de las lentes de kit. Y la calidad que da la om-d, por ejemplo, es brutal.